Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
SEVILLA99

Nunca nadie como él

Johnson es el primer atleta que reúne los récords 'incompatible' de 200 y 400'

Michael Johnson logró anoche en los 400 metros un récord que es a su vez otra plusmarca. Nadie hasta ahora había tenido en su poder los mejores registros mundiales de 200 y de 400 metros, dos pruebas de características que, hasta su llegada, se consideraban incompatibles: los 200 metros todavía son velocidad explosiva; pero los 400 se basan ya en la velocidad sostenida. Dos distancias que necesitaron siempre prestaciones muy diferentes. Pero Johnson, con su carrera de pato y su centro de gravedad mucho más bajo de lo que corresponde a una persona de su estatura, con su molinillo de bíceps y tobillos, reunió ayer las dos marcas al lograr un tiempo de 43 segundos y 18 centésimas. Con él habrá golpeado una vez más la memoria de aquellos que se quedaron estupefactos al ver su estilo por vez primera y desconfiaron de sus posibilidades, y el recuerdo de quienes no le concedieron becas deportivas en su país porque no confiaban en aquellas trazas tan desastrosas.Finalmente, su peculiar forma de correr le ha dado el primer récord del Campeonato del Mundo que se disputa en Sevilla y su cuarto título consecutivo en un Mundial, que sumará a sus medallas de oro olímpicas. La plata de ayer fue para el brasileño Sanderlei Parrela (44.29, récord sudamericano) y el mexicano Alejandro Cardenas (44.31, récord nacional) ganó el bronce. La anterior plusmarca mundial (43.29) estaba en poder del también estadounidense Harry Butch Reynolds desde el 17 de agosto de 1988. Han pasado nada menos que once años.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 27 de agosto de 1999