Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

PP y PSOE buscan un nuevo pacto en Melilla que incluya a Aberchan

Las novedades políticas en Melilla no dejan de sorprender día tras día. Ayer, el presidente alcalde de la ciudad, Mustafa Aberchan, comunicó su decisión de convocar de inmediato un pleno para que el PSOE recupere las dos actas de diputado que le corresponden. Paralelamente, destituirá a los consejeros del GIL, con los que hoy gobierna en coalición. Las direcciones del PP y del PSOE se plantean ahora negociar un nuevo pacto de gobierno que incluya a Aberchan, pero no le garantizan la presidencia. Él, sin embargo, se niega a dimitir.

Los dos principales partidos están convencidos de que hay que contar con el actual presidente, y sobre todo con los cinco diputados de su formación (Coalición por Melilla), para conseguir un nuevo Gabinete estable que arrincone al GIL. El problema es qué cargo ocupará Aberchan. Esta misma tarde o mañana, la Asamblea de Melilla celebrará un pleno extraordinario para que tomen posesión de sus escaños los socialistas Javier de Pro y Rafael Hernández. Con este paso, Aberchan se reconcilia con el PSOE, ya que expulsa de la Asamblea a la tránsfuga Malika Mohamed. Aberchan también destituirá en breve a los consejeros del GIL, tal como le exige el PP como prueba de su ruptura con esta formación. Ahora, tanto el PSOE como el PP piensan en un nuevo pacto que garantice un Gobierno en Melilla con apoyos suficientes como para mantenerse incluso si se produjera algún nuevo caso de transfuguismo hacia el GIL. Por eso ambas formaciones quieren incorporar a Coalición por Melilla. El problema reside en quién debe presidir ese Ejecutivo. Aberchan se niega a dimitir, y aunque ni PP ni PSOE le garantizan la continuidad, ambas fuerzas están presionadas por el hecho de que su desalojo podría ser interpretado como un gesto discriminatorio por el origen marroquí de Aberchan, de religión musulmana.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 20 de agosto de 1999

Más información

  • Los socialistas recuperarán sus dos escaños