Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:

"La ópera es cara, pero sólo en butaca"

Ser soprano es la mejor fórmula que ha encontrado para servir a la música. En esto podría no diferenciarse en absoluto de tantas compañeras del canto; sin embargo, más allá de su arte, Isabel Rey, que nació en Valencia hace treinta y tres años y pertenece al Teatro de la Ópera de Zúrich desde 1991, no se deja viciar por épocas remotas ni estilos imperecederos. Sorprende su pelo, tan corto, y esa sonrisa medio guasona que nos sitúa, más allá de su voz, en su vena más teatrera, y, si no, que le pregunten por Barbra Streissand; "de pequeña quería ser como ella, sobre todo por aquello de Ha nacido una estrella. Cuando todavía se recuerda en el Teatro Real su magnífica interpretación como Susanna en Las Bodas de Fígaro, ella prepara ya su papel de cara a la próxima temporada de este teatro; será en El caballero de la Rosa, de Strauss. Y en el 2001, Rigoletto. Mucho más cercana está la fecha del próximo 2 de agosto, en la que, del brazo de José Carreras, ofrezcan un gran concierto en Alcalá de Henares para cerca de diez mil personas. Hace años, también, comentaba: "Uno sueña con ser amiga de Montserrat Caballé y cantar con José Carreras". Parece que todo se va cumpliendo.Pregunta. ¿Cómo surgió la oportunidad de cantar con José Carreras ?

Respuesta. Coincidí con él en un concierto en el Auditorio en el año 89. Era una gala extraordinaria y él estuvo muy cariñoso conmigo porque yo ese día debutaba. Surgió una muy buena química y cantamos juntos desde 1993.

P. ¿Cómo será el concierto de Alcalá?

R. Será en las Murallas, al aire libre y con un aforo que puede albergar a diez mil personas. Interpretaremos arias de ópera, zarzuela, opereta... Empezamos a última hora de la tarde porque queremos que el sol vaya desapareciendo hasta que en la segunda parte ya sea completamente de noche.

P. ¿Será la ópera cada vez más asequible ?

R. La ópera es cara, pero sólo en butaca, después la gama es amplia. Los conservatorios están llenos de estudiantes y los cantantes somos cada vez más asequibles; las cosas están cambiando, pero, por ejemplo, aunque cada vez existe menos el mito de la soprano gruesa, a mí me preguntan que por qué no estoy gorda; luego, entre el pelo corto y las pelucas no me reconocen...

P. ¿Empieza a darse ya el cambio generacional en las sopranos?

R. Sí, se va dando lentamente.

P. ¿Qué sensación le produce haber cantado en Madrid?

R. Me fui contenta porque el público de Madrid había disfrutado de mi voz y mi personalidad. Quiero pensar que la impresión no pasa fácilmente.

Recital de José Carreras e Isabel Rey. 2 de agosto. A las 20.30. Huerta del Obispo (al lado de las Murallas). Alcalá de Henares. Precio de la entrada, entre 2.000 y 10.000 pesetas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 23 de julio de 1999

Más información

  • ISABEL REYSOPRANO