Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
VALENCIA

Barberá incrementa su mayoría absoluta y saca del mapa a UV

Con el 81% de los votos escrutados, Rita Barberá, del PP, arrasa en la ciudad de Valencia a costa del UV, que se queda sin los tres concejales que obtuvo en 1995. Éstos van a parar al cesto de los populares que obtienen por primera vez la mayoría absoluta también en el número de votos (52%) y pasan de 17 a 20 ediles. Noguera recupera terreno para el PSPV (30%) al obtener 11 concejales, tres más que en 1995, justo los que pierdes EU (6%) que se queda con dos ediles. El Ayuntamiento se bipolariza.

Tampoco el Bloc-Els Verds logra entrar en el Ayuntamiento de Valencia quedándose cerca del 3% de los votos. Hay que remontarse a las elecciones municipales de 1983 para encontrar una situación de bipolarización similar a la actual. Entonces era el PSPV el mayoritario con 18 concejales, por 13 la coalición AP-UV y 2 el PCPV. Pero el apoyo que han recibido los populares ahora no tiene parangón.

El PP gana casi cuatro puntos porcentuales con respecto a las elecciones de 1995 (pasa del 49% al 52%), mientras UV pierde cerca de 25.000 votos y pasa del 9% al 4,8%. Desde las elecciones de 1979, nunca el partido vencedor en la elecciones municipales de Valencia había obtenido tanto respaldo. En realidad, el PP ya estaba gobernando con dos de los tres concejales de UV al abandonar los ediles Juan Vicente Jurado y María Irene Beneyto el partido regionalista, pero no sus delegaciones que han continuado desempeñando con la aquiesencia de Barberá.

Con el 81% de los votos escrutados, uno de los políticos municipales de Valencia con mayor experiencia, el candidato de UV, Tarsilo Piles, no entrará en el Ayuntamiento. La estrategia de la alcaldesa ha dado sus frutos. Por otra parte, el porcentaje de apoyo a Rita Barberá vuelve a superar al total obtenido por el PP en la Comunidad Valenciana (sobre el 48%).

EU pasa del 15% al 6,5% El PSPV-Progressites se recupera en Valencia de la mano de su candidata Ana Noguera incrementado en más de cinco puntos los resultados de los socialistas de 1995, cuando presentaron como cabeza de lista a Aurelio Martínez. Así pasa, el PSPV pasa del 24% al 30%, gracias al descalabro de EU cuyo candidato a la alcaldía, el ex sindicalista Antonio Montalbán, no ha logrado superar los malos augurios. Del 15% de los votos de los ciudadanos que recibieron en 1995 han pasado al 6,5%. En estos resultados han influido claramente la división de la coalición de izquierdas y el pase de una de sus cabezas visibles durante gran parte de la legislatura, Manuel Morell, a Nova Esquerra, que ha concurrido a los comicios en coalición con el PSPV bajo el nombre Progressistes.

Tras los resultados de las elecciones de ayer, el Ayuntamiento queda claramente bipolarizado por dos partidos, el PP y PSPV, aunque a mucha diferencia, siendo una de las notas más destacadas la desaparición de un partido, como UV, que inició su vuelo política, precisamente en el Consistorio.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 14 de junio de 1999