Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ANA DIOSDADO | ESCRITORA

"Cuando algo no cuadra, lo cambio. No es generosidad, es trabajo en equipo"

Ana Diosdado (Buenos Aires, 1943) dice con orgullo que ya es miembro de pleno derecho de la Asociación Española de Directores de Escena. Sin embargo, le gusta presentarse como escritora. Sus otros quehaceres, de directora de escena y actriz, siempre los realiza como consecuencia de su gran pasión: escribir. El reciente ingreso de Ana Diosdado en la citada asociación se debe a su trabajo en La última aventura, la obra que puede verse desde hoy y hasta el próximo día 16 en el teatro Lope de Vega de Sevilla. El montaje, el quinto que la escritora firma y dirige, lo protagonizan Luis Merlo, Natalia Millán y Alberto Delgado, entre otros. Pregunta. ¿A qué aventura se refiere en la obra que presenta hoy en Sevilla? Respuesta. A la aventura en su sentido más amplio que es la aventura de vivir. Algo que podemos encontrar más en nosotros mismos, aunque la obra no habla del más allá, sino más bien del más acá. P. Las cinco obras que ha dirigido son suyas, ¿escribe usted teatro para dirigirlo después? R. Cuando escribo nunca pienso en lo que vendrá después. Simplemente lo hago porque siento la necesidad. Después, cada obra corre una suerte diferente. Hasta el momento he dirigido mis propias obras, pero me gustaría trabajar con las de otro dramaturgo. Es algo que tengo pendiente. P. ¿Ha pensado en un autor en concreto? R. Algunos, prefiero no decir nombres, pero me gustaría que fuera un escritor español vivo. P. Los actores que han trabajado con usted destacan su capacidad para modificar el texto cuando dirige... R. La verdad es que me cuesta trabajo cambiar algo que he escrito con tanto esfuerzo, pero lo hago siempre que es necesario. Cuando algo no cuadra, lo cambio. No es generosidad, sino trabajo en equipo. P. ¿Con cuál de sus profesiones se queda: escritora, directora de escena o actriz? R. Yo soy escritora. Lo demás siempre surge a raíz de mis obras. Lo de actuar ha sido muy esporádicamente, cuando me apetecía. Mi última aparición en público fue en Caminos de plata. P. ¿Es recelosa cuando otros directores suben a escena sus obras? R. No, si lo hacen bien. De todas formas, prefiero que cuenten con mi opinión cuando surge un problema. Además, me gustan los ensayos. P. ¿Cree que la vuelta al teatro de texto es algo cíclico? R. Es posible. Muchas veces no se sabe por qué sólo se ponen en escena obras en las que prima el espectáculo, lo visual. Ahora hemos vuelto a dar importancia al texto. Sin embargo, todos los textos requieren parte de espectáculo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 13 de mayo de 1999