Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nueva York rebota en los 10.500 puntos

La Bolsa de Nueva York superó ayer por primera vez en su historia el nivel de los 10.500 puntos en el índice Dow Jones de valores industriales. Sin embargo, tras alcanzar los 10.526 puntos, el mercado neoyorquino comenzó a retroceder y al cierre de la sesión sólo ganó el 0,16% acabando en 10,411,60. Al llegar a los 10.500 se produjeron masivas ventas. La escalada de las cotizaciones estadounidenses ha sido espectacular en los últimos 10 días, con más del 4% de subida desde que el pasado día 5 de abril consiguiera cerrar por encima de los 10.000 puntos.La existencia del conflicto de los Balcanes, que está afectando muy directamente a Europa, no ha tenido incidencia alguna en el comportamiento de los inversores de Estados Unidos, más pendientes de sus datos macroeconómicos.

La inflación creció en marzo el 0,2%, para situarse en el 1,7% en tasa interanual, y ello con un ritmo de crecimiento económico y de creación de empleo que son "la envidia del mundo", en palabras de Alan Greenspan, presidente de la Reserva Federal o banco central.

En estos 10 días, la Bolsa española ha subido tan sólo un 0,56%, según el índice selectivo Ibex 35, que representa los principales valores. El índice general de Madrid ha subido en ese tiempo el 3,15%.

El comportamiento de los mercados europeos ha sido muy similar al de la Bolsa madrileña, con la excepción de Francfort, el mercado más beneficiado por la reciente rebaja de los tipos de interés hasta el 2,5% por parte del Banco Central Europeo. La Bolsa alemana ha recuperado un 5,81% en 10 días, pero en el conjunto del año sólo gana el 3,60%.

En ganancias anuales también sobresale la Bolsa de Nueva York, con el 14,54% a media sesión de ayer. Los analistas consideran que esta evolución del mercado de valores estadounidense es la lógica para una economía que apenas se ve afectada por las consecuencias de las diferentes crisis internacionales. En la zona euro destaca el avance de París, con un 10,31% de subida en el año, una cifra muy similar al 10,39% que avanza Londres.

Para los analistas, la velocidad que ha impreso el mercado estadounidense a sus avances de los últimos días es también consecuencia de la llegada de capitales exteriores en busca de solidez, aunque están provocando algunas turbulencias que no harán más que aumentar la volatilidad a corto plazo. Los inversores japoneses, que vendieron activos estadounidenses para cerrar el ejercicio fiscal a finales del pasado mes, han vuelto a tomar posiciones en un mercado amparado por los datos económicos y por una moneda muy sólida.

El euro se ha mostrado extremadamente sensible a los avatares del conflicto y en los últimos días ha vuelto a bajar hasta niveles inferiores a 1,08 por dólar, aunque los especialistas del mercado de divisas señalan que esa debilidad también lo atribuyen a la decisión del BCE de recortar los tipos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 15 de abril de 1999

Más información

  • La Bolsa española es la que ha registrado el comportamiento más negativo en los últimos días