Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Marilyn Manson presenta su faceta más andrógina en Barcelona

El infierno abre esta noche sus puertas en el Pabellón Olímpico del Vall d"Hebron, en Barcelona, donde un sátiro andrógino que quiere representar los males de la sociedad contemporánea iniciará su concierto a las 21.30 horas. Se trata del reverendo Marilyn Manson, alias bajo el que se esconde Brian Warner, uno de los actuales íconos de la ambigüedad y de los desmanes de la sociedad del bienestar. Con su mezcla de rock, glamour telúrico y maquillaje aplicado con brocha, Marilyn Manson, grupo, presentará las canciones de su nuevo disco, Antichrist Superstar. La estrella se ha implantado unos pechos artificiales para mostrarse en la cubierta del mismo. Eso y cierto comedimiento en la distorsión de las guitarras le han permitido afirmar que esta grabación muestra su cara más humana. Al frente de un cuarteto que incorpora bajo, batería, teclado y guitarra, Marilyn Manson tiene previsto un repertorio que incluye unos 16 temas repartidos en tres bloques. En el primero, caracterizado por la práctica ausencia de luz, el grupo norteamericano interpreta temas como Sweet Dreams -versión infernal del clásico de Eurythmics- y Posthuman o Mechanical animals. El segundo lo componen media docena de temas, entre los que destacan The dope show o I don"t like drugs..., que desembocan en una tanda de bises con Antichrist Supeprstar y Beautiful people como platos centrales. Todo eso, claro está, si Satanás no ha revelado al reverendo la inconveniencia de variar su repertorio en relación con la gira norteamericana, en la que tanto orden como títulos no eran los mismos que tiene previsto interpretar esta noche en Barcelona.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 2 de diciembre de 1998