Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Hijo predilecto

El pequeño pueblo que vio nacer a Máximo, ese pueblo de la ribera del Duero Mambrilla de Castrejón, ha estado el día 15 a tu altura, ilustre Máximo, y te ha nombrado Hijo Predilecto del pueblo. Y yo, desde estas líneas, quiero unirme a ese homenaje bien merecido que te hemos dado en el pueblo, por lo que tú, mambrillero de pro, significas.Gracias a ti, Máximo, hemos abandonado la nomenclatura callejera al uso, "rincón, estrecha, corrales, solana...", por una con tu nombre, donde nosotros y nuestros hijos te recordamos y te recordaremos, como humorista, como pensador, o como ese filósofo que hace humor, que es lo que yo creo que eres.

Gracias a ti, los de Mambrilla hemos reivindicado la "ll" o hemos celebrado el día del turista, porque desde tu espacio de opinión sale Mambrilla al aire y hacemos patria.

Gracias a ti, Máximo, por permitirme, sin tú saberlo, manifestar mi orgullo mambrillero. Cuando llego a un nuevo destino y paso a la ceremonia de presentación, siempre soy de Mambrilla con la coletilla "el pueblo de Máximo". Es para mí, y supongo que para todos tus paisanos, un honor poder decir: "Máximo nació en mi pueblo", porque al pueblo no lo conocen, pero, evidentemente, a Máximo, sí.

Y, finalmente, gracias, Máximo, por haberme dedicado unos minutos en tu día cuando tenías tantos compromisos que atender, por haber demostrado tanta sensibilidad, humanismo, amistad, cariño... a todos los que he- Pasa a la página siguiente Viene de la página anterior mos asistido con gran ilusión a tu merecido homenaje.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 24 de noviembre de 1998