Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La renuncia del alcalde de Jaén a la reelección acelera la crisis en el PP

Sánchez Herrera es el único primer edil de capital que no repite

, "Estoy en la misma situación que cuando dije que no me iba a presentar. Ahora mismo no hay ninguna circunstancia que altere esa situación", sentenció ayer el alcalde de Jaén, Alfonso Sánchez Herrera, para definir que, tal como explicó en julio, tiene razones personales y profesionales para no repetir como candidato del PP a la alcaldía de la capital en las elecciones municipales de 1999. La renuncia acelera la tensión en el PP de Jaén entre la dirección provincial del partido, el grupo municipal y un sector de las bases.

Sánchez Herrera anunció hace cuatro meses que se marchaba y, a pesar de los intentos de la dirección regional del PP por retenerlo, no ha habido marcha atrás. El alcalde será el único de las capitales andaluzas que no se presentará a la reelección. La última tentativa para que cambiara de opinión la planteó el presidente del PP andaluz, Javier Arenas, el pasado jueves, en una reunión celebrada en Madrid a la que fueron llamados el alcalde y el presidente provincial del PP, Miguel Sánchez de Alcázar. Después de varias horas, el primer edil jiennense no cambió de parecer, lo que ha forzado la búsqueda de un candidato que, con toda probabilidad, será Miguel Sánchez de Alcázar. Sin embargo, abiertamente, nadie admite que este será el nombre que encabece la candidatura popular. Los tres participantes en la entrevista del jueves acordaron guardar silencio a la espera de que el lunes el PP regional emita un comunicado anunciando el nombre del candidato. "Yo voy a mantener mi palabra y si hay quien no la sabe mantener allá con su responsabilidad", aseguró ayer el alcalde en un acto para enviar fondos en beneficio de las víctimas del huracán Mitch. En los últimos dos meses se han producido diversos contactos entre la cúpula popular y el actual alcalde de la capital jiennense para que éste reconsiderase la posibilidad de encabezar la candidatura. Sin embargo, según la información que ha trascendido, las diferencias de criterio sobre el contenido de las listas han influido en que Sánchez Herrera no variase su posicionamiento. En cualquier caso, el alcalde, como la dirección del partido, siempre han negado este extremo. Lo mismo que se han resaltado como motivos del abandono las razones de carácter familiar y se han obviado las tensiones que, a lo largo de este mandato, se han puesto de manifiesto entre el aparato político y el equipo de gobierno municipal. Entre las bases del partido hay grupos que no comparten el punto de vista de la dirección popular y así lo van a hacer constar, forzando que se produzca una participación más abierta del conjunto de la militancia en la elaboración de la candidatura. Se tratará de abrir una brecha de crisis que podría desencadenar la convocatoria de un congreso provincial, aunque está hipótesis no se ha cerrado. Los contactos comenzarán la próxima semana.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 22 de noviembre de 1998