Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Teatro Arriaga presenta "Don Carlo", uno de los últimos montajes del desaparecido Luis Iturri

Los próximos días 24, 25 y 26 de septiembre, el Teatro Arriaga estrenará Don Carlo, el penúltimo montaje operístico en el que participó Luis Iturri. El director del Teatro Arriaga, quien murió el pasado 4 de mayo, impulsó esta versión de la ópera de Verdi, que han coproducido el Arriaga, el Teatre Principal de Palma de Mallorca y el Festival de Ópera de Oviedo. El Ayuntamiento de Bilbao homenajeará el próximo día 24, antes de la primera representación de Don Carlo, al fallecido director, quien recibió ayer los elogios de los cantantes y directores del montaje.

Luis Iturri ya pensó en 1989 realizar una versión de Don Carlo, una obra que Verdi realizó por encargo de la Ópera de Francia y que estuvo vetada durante la dictadura de Franco por su visión de los problemas políticos entre España y Flandes bajo el mandato de Felipe II. Así lo aseguró ayer Elio Boncompagni, director musical de esta ópera y habitual colaborador del fallecido Iturri. Boncompagni dedicó unas palabras emocionadas al desaparecido director del Teatro Arriaga. No fue el único. La rueda de prensa de presentación de Don Carlo, que ofrecieron los 17 participantes de la representación, se convirtió en un homenaje a la figura de este director de escena que dirigió el primer teatro bilbaíno durante once años. "Don Carlo tiene un significado especial porque es la primera ópera que presentamos después de su muerte, que supuso un trauma para el teatro", aseguró Joseba Intxaurraga, concejal de Cultura del Ayuntamiento bilbaíno y miembro de la dirección del Arriaga. Intxaurraga anunció que el consistorio homenajeará el próximo jueves a Iturri. El alcalde, Josu Ortuondo, descubrirá una placa de homenaje. La Orquesta Sinfonietta Eslovaca y el coro de la Universidad del País Vasco participan en el reparto musical de esta obra, que encabezan la soprano Tatiana Anisimova, en el papel de Isabel de Valois, el tenor Luis Lima, que pone la voz al infante Don Carlos, y el bajo Miguel Ángel Zapater, que representa en el escenario a un celoso Felipe II. Apoyo a los españoles El barítono Carlos Álvarez, que hace el papel del Marqués de Posa, agradeció al Teatro Arriaga que haya seguido adelante "con la misma inquietud con la que él hacía las cosas" y desveló que fue Iturri quien le dio la oportunidad de saltar del coro de la Ópera de Málaga a participar en el reparto de La Traviatta, un montaje que el director del teatro bilbaíno impulsó en 1989. "Estoy muy agradecido a Luis", añadió. El bajo madrileño Miguel López Galindo hizo hincapié en que Iturri "era un director de teatro que confiaba muchísimo en los cantantes españoles, cosa que no todos los directores hacen". Este montaje de Don Carlo, que se estrenó el año pasado en Palma de Mallorca y a mediados de este mes en Oviedo, permanecerá en el Teatro Arriaga desde el próximo jueves hasta el sábado, día 26. La obra, que cuenta los amores imposibles entre el infante Don Carlos e Isabel de Valois, esposa de Felipe II, mantendrá la puesta en escena que diseñó Luis Iturri. "Hemos intentado seguir las líneas de Luis, que concibió una espléndida puesta en escena con gran profundidad", declaró Maribel Belastegui, ayudante de dirección de Iturri y quien le ha sustituido al frente del montaje escénico de este drama épico. Tanto Belastegui como Jesús Ruiz, diseñador del vestuario de esta versión de Don Carlo, destacaron el "quietismo" que imprimió Iturri a la ópera verdiana. "Él hizo mucho hincapié en el vestuario y en la realización de las escenas, que él quería que actuaran como una cortina de separación entre la obra y el público", apuntó Ruiz. Don Carlo es la última coproducción que realizó el director fallecido con el Teatre Principal de Palma de Mallorca y el Festival de la Ópera de Oviedo, pero meses antes de morir trabajó también en el montaje de la ópera Don Sebastiano, de Gaetano Donizzetti, en colaboración esta vez con el Teatro de la Ópera de Aquisgrán. Esta obra de Gaetano Donizzeti llegará al Teatro Arriaga el próximo mes de enero, aseguró el concejal de Cultura del Ayuntamiento bilbaíno. Con ella se cerrarán los 30 años dedicados al teatro por Luis Iturri, un sevillano afincado en Bilbao desde niño, que apostó fuerte por la colaboración entre los teatros y que sólo al frente de la compañía vasca Akelarre dirigió más de 25 montajes y consiguió el Premio Nacional de Teatro.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 22 de septiembre de 1998

Más información

  • El Ayuntamiento homenajeará el próximo jueves al fallecido director teatral bilbaíno