Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los empresarios castigan a Fernández Valenzuela en la Cámara de Alicante

El pleno de la Cámara de Comercio de Alicante reeligió ayer a Luis Esteban como su presidente, pero se dividió a la hora de votar al ex dirigente socialista Antonio Fernández Valenzuela como vicepresidente primero. Los empresarios condenaron de este modo el acuerdo, en el que mediaron las autoridades autonómicas, al que llegaron Esteban y Fernández Valenzuela.

Con sangrantes comentarios de pasillo, algunas caras largas, críticas generalizadas a la interferencia del poder político y una clara división interna con fiel reflejo en las urnas, el mundo empresarial de Alicante renovó ayer el comité ejecutivo de la Cámara de Comercio, que presidirá el consignatario de buques Luis Esteban hasta el año 2002, salvo que, como se anuncia, dimita mediado su mandato para dedicarse con exclusividad a la sociedad anónima que explotará el parque temático de Benidorm. Las votaciones, presididas por el consejero de Industria y Comercio, Diego Such, fueron seguidas con inusual expectación por los integrantes del plenario. De los 69 electores convocados, 59 acudieron a la cita, y otros muchos dejaron claro con su voto que no estaban conformes con el acuerdo alcanzado entre las partes enfrentadas, con mediación del Consell, para dirigir la institución cameral en los próximos cuatro años. La presidencia de Luis Esteban fue avalada por 50 papeletas, frente a siete votos en blanco y dos nulos, resultado que superó las tres cuartas partes de sufragios favorables exigidas por los estatutos de la entidad para la proclamación directa del cargo. La noticia saltó con la elección de empresario de artes gráficas Antonio Fernández Valenzuela para la vicepresidencia primera. El ex dirigente socialista, cuya candidatura auspiciaba el presidente de la Generalitat Eduardo Zaplana, fue castigado en las urnas, aunque resultó elegido porque el cargo que le correspondió en el reparto de competencias exigía tan sólo mayoría simple de apoyos. De los 59 votos, 29 respaldaron a Valenzuela, mientras las papeletas blancas (26) y nulas (4) superaban ese número. El candidato a vicepresidente segundo y hasta ayer aspirante a la presidencia, el comerciante Juan Manuel Zaragoza, obtuvo el mejor resultado: 52 votos favorables y siete en blanco. Las valoraciones ante los resultados no se hicieron esperar, ni las referencias a las negociaciones que se llevaron a cabo, hasta el último momento, para alcanzar candidatura única y evitar una mayor dispersión de votos. El presidente electo, Luis Esteban, se mostró prudente, aunque calificó las negociaciones previas de "duras y pesadas". Esteban, en todo momento apoyado por el consejero Diego Such, no coincidió con sus electores acerca de las interferencias políticas en el proceso electoral. "Los políticos sólo nos han aconsejado la conveniencia de alcanzar candidatura única, y a partir de ahí hemos sido las partes que optábamos las que hemos alcanzado el acuerdo", declaró, antes de confirmar su intención de delegar competencias en su equipo. Valenzuela fue más parco en palabras. De "normal, dadas las circunstancias", valoró los escasos apoyos recibidos. "Vengo de un mundo diferente, con unas circunstancias diferentes, y es normal que una determinada parte del empresariado me vea con cierto recelo, y a partir de ahora me tengo que dedicar a trabajar para ganarme su confianza", declaró. Por otra parte, el pleno de la Cámara de Comercio de Alcoy constituyó su comité ejecutivo, que presidirá Enrique Rico por segundo mandato consecutivo. La elección, en este caso, no precisó de votación alguna, ya que al proceso se presentaron tantos candidatos como vacantes a cubrir. El empresario Jesús Vidal resultó elegido vicepresidente. El empresario José Antonio Sánchez Mollá fue reelegido también presidente de la Cámara de Comercio de Orihuela el pasado miércoles.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 29 de mayo de 1998

Más información

  • Esteban fue reelegido presidente de la entidad