Berlusconi declara culpable a Capello

La prensa italiana habla del posible regreso del técnico al Madrid

A Silvio Berlusconi no le ha temblado el pulso a la hora de señalar un culpable de la derrota del Milan ante el Lazio en la final de la Copa de Italia (3-1). El dedo acusador ha marcado a Fabio Capello. «Ha sido una derrota debida, buscada y encontrada. El partido era nuestro pero nosotros hemos querido perderlo. No había visto nunca quitar a un delantero cuando teníamos la eliminatoria 2-0», ha sentenciado el dueño del Milan. Estas palabras son las primeras que Berlusconi pronuncia contra Capello esta temporada a pesar de que el equipo ha pasado por difíciles momentos. El mensaje ha colocado al técnico en una comprometida situación y los rumores han comenzado a circular. Para la prensa italiana, Capello podría estar viviendo sus últimos días como entrenador del Milan. Y si Capello se va, ahí está el Madrid buscando entrenador.El destino ha querido que la final de la Copa de Italia haya enfrentado a dos técnicos que el Madrid sigue con interés. Por un lado Eriksson, el último nombre en incorporarse a la lista de futuribles al banquillo; por otro Capello, al que un año después de su marcha se le ha perdonado todo y se le añora. Eriksson antepuso a las conversaciones con el Madrid el resultado de la Copa de Italia y de la final de la Copa UEFA. Parece imposible pensar que si el Lazio gana al Inter, Sergio Cragnotti deje marchar al técnico sueco o incluso que él quiera irse. La directiva del Madrid estuvo atenta a este partido, pero lo que no se imaginó es que el entrenador del banquillo visitante podría convertirse en otra alternativa. El Milan perdió, Berlusconi ha declarado culpable a Capello y el Madrid ha encontrado otro nombre para su interminable lista de candidatos al banquillo.

Capello ha acatado la sentencia de Berlusconi. «Soy el culpable» ha dicho. «Ha sido una temporada desastrosa y yo soy el responsable de todo ello. El equipo durante estos meses no ha logrado concentrarse nunca los 90 minutos de un partido. Eso nos pasó contra el Lazio, en diez minutos perdimos la Copa». Pero a pesar de aceptar su responsabilidad, el entrenador se ratificó en sus decisiones por encima de las críticas de Berlusconi. «Sobre las decisiones técnicas no me echo atrás. Me decidí por la entrada de un centrocampista ya que Albertini, Ziege y Donadoni no estaban bien. El equipo pensó que tenía una ventaja suficiente. Pero con el 2-1 tuve miedo, ví qué podía pasar. Ése ha sido nuestro regalo».

Oferta a Panucci

En Italia, la prensa también habla de otro viaje pero esta vez de vuelta, el que podría hacer Christian Panucci por quien se ha interesado el Juventus. El jugador del Madrid explicó ayer: «Sé algo por mis amigos de Italia, pero nada de manera oficial. Yo de aquí no me muevo. De eso que estén todos seguros». Panucci ha apostado fuerte por su futuro en España a pesar de que le pueda costar quedarse fuera de la lista que Maldini dará el 22 de mayo para el Mundial.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 30 de abril de 1998.

Lo más visto en...

Top 50