Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un grúa de 30 metros cae y mata a un obrero en Las Rozas

Un albañil murió anoche y otro resultó herido grave al desplomarse una grúa de 30 metros de altura en una obra de chalés en la avenida de Menorca, de Las Rozas. El fallecido es Juan Carlos Molina, de 33 años. Su compañero, Higinio García, de 34, fue trasladado por el Sercam al hospital Puerta de Hierro con contusiones y fractura de pierna. Ambos obreros, de Talavera de la Reina, trabajaban para la empresa Necso, según la Guardía Civil y la Policía Local.

La grúa giraba hacia la izquierda, dentro de la obra, cuando sobrevino la tragedia. Según los testigos, se partió por la base del encofrado. En su caída arrastró un andamio sobre el que trabajaban la víctima y su compañero. La grúa también destrozó una caseta de obra. "Hubo un estruendo y los obreros se quedaron atrapados", explicó Emilio, un vecino que vio cómo la grúa se vencía sobre un andamio.

Juan Carlos murió en el acto. El andamio le destrozó el cuerpo cuando le quedaban cinco minutos para acabar su jornada laboral. El conductor de la grúa fue atendido de una crisis nerviosa por la Cruz Roja. La Guardia Civil ignoraba ayer la causa del siniestro. Como hipótesis apunta a un defecto en la instalación.

Por otra parte, Antonio López López, el topógrafo de 49 años que se cayó el lunes de un andamio en las obras de la línea 4 del metro, falleció en el hospital Ramón y Cajal. Con estas dos muertes la cifra de obreros fallecidos en lo que va de año se eleva ya a 10, según CC OO. Tanto este sindicato como UGT criticaron la inseguridad en la construcción y la atribuyeron a la fal ta de inspecciones por parte de la Comunidad. "La muerte del obrero no es ajena al ritmo frenético que se ha impuesto a las obras para llegar a tiempo a las inauguraciones", dijo UGT.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 18 de febrero de 1998