Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Chaves se suma a los que proponen a Almunia como candidato a la presidencia

Manuel Chaves, presidente de la Junta de Andalucía y secretario general de los socialistas andaluces, se sumó ayer a quienes proponen a Joaquín Almunia, secretario general del PSOE, como candidato a la presidencia del Gobierno en las próximas elecciones generales y dijo que podía contar con su apoyo. Otros dirigentes socialistas que se han pronunciado en el mismo sentido hasta ahora son Juan Carlos Rodríguez Ibarra, José Bono, Ramón Jáuregui y Juan José Laborda, aunque será el comité federal del partido, que se reunirá en marzo, quien determine el sistema de elección del candidato a presidente del Ejecutivo.

Precisamente de cara al proceso electoral, la dirección del PSOE ha decidido poner fin a una laguna que les ha deparado en los últimos tiempos problemas y desencuentros internos. Se trata de que los socialistas se pongan de acuerdo para decir con una sola voz cuál es su concepción de la España de las autonomías y qué concepto de país tienen. Almunia pretende tener esta importante cuestión muy avanzada o terminada para que lo debata en marzo el comité federal. El proceso se ha puesto ya en marcha y el secretario de política autonómica, Ramón Jáuregui, escuchará las opiniones de los líderes territoriales para tratar de hallar el equilibrio entre los más defensores del autogobiemo para sus comunidades y los más encendidos centralistas.Almunia reconoció ayer que la dirección de su partido está decidida a presentar a los ciudadanos en la próxima primavera el modelo que los socialistas tienen para España. "Los votantes nos demandan que digamos cuáles son los elementos que vertebran España", señaló en Sevilla, donde se reunió con Chaves.

"Estamos decididos a impulsar un modelo de Estado autonómico y a presentar nuestro concepto de país", dijo Almunia. El responsable de esta tarea es Jáuregui, que con un borrador en la mano se reunirá con cada uno de los líderes territoriales en un intento de armonizar intereses. "Yo soy un defensor convencido del Estado de las autonomías y no soy nacionalista ni catalán, ni vasco ni español", dijo Almunia para dejar claro que no va a plegarse ni a las demandas de los más autonomistas ni a las exigencias de los más centralistas. Jáuregui empezará su gira en los próximos días. Quien ha empezado ya su gira ha sido Almunia, que el miércoles estuvo en Extremadura con el presidente de esa comunidad, Juan Carlos Rodríguez Ibarra; ayer en Sevilla con Chaves y la próxima semana visitará al presidente de Castilla-La Mancha, José Bono. Estas son las tres comunidades gobemadas por socialistas.

El líder del PSOE eludió ayer hablar de sí mismo cuando se le preguntó reiteradamente si iba a ser el candidato de los socialistas a la presidencia del Gobierno. Chaves, sin embargo, no tuvo inconveniente en afirmar como secretario general de los socialistas andaluces que Almunia tiene su apoyo para ser el candidato. "Lo debemos decidir cuanto antes y es verdad que el partido tiene muchos candidatos que lo pueden hacer mucho mejor que Aznar, pero por la propia naturaleza de las cosas el candidato debe ser el secretario general del PSOE", explicó.

Rodríguez Ibarra dijo el miércoles, delante de Almunia, que el PSOE tenía "exceso de candidatos", y mencionó concretamente a Almunia, José Borrell, Javier Solana y Felipe González. En el partido hay una fuerte presión para proclamar al candidato cuanto antes, y no hay otro para la actual dirección, asi como para los líderes territoriales, que Almunia. Tanto Rodríguez Ibarra como Chaves plantearon estos temas en presencia del líder socialista. Bono también se ha manifestado a favor de Almunia, así como Jáuregui y el portavoz del PSOE en el Senado, Juan José Laborda.

La polémica sobre el candidato socialista a la presidencia del Gobierno en las próximas elecciones fue provocada por Felipe González cuando, en la campaña de las elecciones gallegas, lanzó que no sería el candidato.

En Andalucía, Almunia dejó claro que el proceso de elecciones primarias en el PSOE es irreversible. "Del proceso no tiene por qué surgir conflicto ni acabar como el rosario de la aurora", dijo Almunia. Durante la tarde, el líder del PSOE se reunió con la ejecutiva regional de los socialistas andaluces y dejó claro el objetivo que busca la elección de candidatos por medio de la votación libre de los militantes. "Se trata de elegir a los que puedan resultar más atractivos para los ciudadanos", dijo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 23 de enero de 1998

Más información

  • El concepto de España, a debate