Jordan vuelve a ser el deportista que más gana: 11.000 millones en 1997

Gracias al supercontrato que arrancó a los Bulls por su probable último año en el baloncesto (33 millones de dólares, unos 5.000 millones de pesetas, para la temporada 97-98), Michael Jordan ha recuperado este año el primer puesto en el ranking de la revista Forbes de los deportistas que más ganan en el mundo. Encabeza así el asalto de los baloncestistas al significativo top 40: 11 jugadores de la NBA figuran en la lista, el mayor número de practicantes de un deporte en la historia del ránking. La lista, que tiene en cuenta tanto el salario y las ganancias en premios como los ingresos por contratos publicitarios -7.000 millones de pesetas para Jordan, lo que hace un total de 12.000 millones-, aunque no los ingresos por negocios privados o por inversiones financieras. Desde 1990, las ganancias de Jordan se elevan a 45.000 millones de pesetas.El anterior número uno, el boxeador Mike Tyson (4.000 millones) ha bajado a la quinta posición, y es el tercer boxeador, tras Holyfield (8.000 millones) y De la Hoya (5.700). Las ganancias medias de los 40 deportistas son de 2.500 millones de pesetas. Entre ellos, por segundo año consecutivo, no hay ninguna mujer.

Los cálculos de Forbes estiman que con respecto a 1996 las ganancias totales de los 40 han crecido un 14%, de 83.400 millones a 103.000. La causa principal de esta subida ha sido la explosión de supercontratos en baloncesto, con la entrada de Shaquille O'Neal, Alonzo Mourning y Juwan Howard.

Un sólo europeo

El alemán Michael Schumacher es el único europeo que figura en la lista, dominada abrumadoramente por deportistas estadounidenses. A pesar de perder el Mundial de fórmula 1 en la última carrera, el piloto de Ferrari figura cuarto, con unos ingresos en 1997 de 5.200 millones.Aparte de 11 baloncestistas, en la lista figuran siete boxeadores, siete jugadores de béisbol, cuatro golfistas, tres tenistas, tres pilotos, tres jugadores de hockey y dos de fútbol americano.

Mientras los boxeadores son los deportistas que menos ingresan por contratos publicitarios -mínimos en comparación con las bolsas que perciben por combate-, en el caso de los golfistas se da la situación contraria. Tiger Woods, que ha pasado de la 26ª a la sexta plaza en un año, ingresó en 1997 300 millones de pesetas por ganancias deportivas -el primer golfista que supera los dos millones de dólares en un ano- y 3.600 millones por contratos publicitarios. Incluso figuran en la lista reliquias del golf como Nicklaus (45 millones de pesetas por premios) y Palmer (15 millones) gracias a la publicidad.

El caso más extremo en este sentido es el del tenista Andre Agassi. Sus ingresos en la pista fueron de 15 millones de pesetas, indicio de su pésima temporada, pero fuera de ellas ganó 2.100, especialmente con Nike.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS