Vieri: "Mi secreto es nunca darme por vencido"

Christian Vieri, el hombre de moda, rompió. su silencio nada más aterrizar en Italia. "Mi secreto", dijo el delantero del Atlético al ser interrogado por su gol, "es nunca darme por vencido. No pensar jamás que una cosa es imposible".

El capo cannoniere se refiere a su tercer gol ante el Paok como "el más bello de su carrera" y lo describe así: "Yo siempre me creo capaz de hacer cualquier cosa. Por eso, aunque vi que el balón era claramante del portero griego, seguí corriendo. Intuí que lo dejaría pasar de largo y no frené. Al contrario, aceleré al máximo, lo paré justo en la línea de fondo y tiré". La Gazzetta dello Sport, La Repubblica y el diario As reproducen en su edición de ayer las primeras palabras del ariete rojiblanco tras su golazo del martes ante el Paok de Salónica desde la línea de fondo.

Vieri asegura que su silencio con la prensa española no es una pose arrogante. Simplemente, pide tiempo: "Todavía no conozco a la gente y por ahora prefiero no sincerarme con personas de las que no sé nada. Mi llegada fue un poco tumultuosa y no quiero que se metan en mis cosas sin tener una relación".

También se refirió a su frialdad a la hora de celebrar sus goles: "El martes celebré un tanto por vez primera. Quizás me esté acostumbrando a estas emociones suplementarias. Me siento bien. Meto goles con facilidad y me divierto".

El jugador del Atlético se encuentra en Italia preparándose con su selección para el encuentro ante Rusia del próximo miércoles, correspondiente a las eliminatorias para la clasificación del Mundial. "Llevo unos días con una sola cosa en la cabeza, que la clasificación es posible. Si todos creemos en la clasificación, la clasificación llegará".

Vieri es consciente de que se ha puesto el listón muy alto, que la gente le va a exigir ahora que sea el héroe de la selección italiana el próximo miércoles, pero él prefiere ironizar: "Sé que si marco menos de tres goles van a decir que he entrado en crisis".

Lardín exagera

Respecto a los piropos que recibió su gol desde la línea de fondo, Vieri se mostró agradecido: "Lardín [había dicho que era un tanto sólo comparable al de Maradona ante Inglaterra en el Mundial de México] exagera, es mi amigo. Pero no sólo me gusta hacer goles, sino darlos, aunque en el Atlético para eso están Juninho y Kiko. Más de una vez ya le he comentado al brasileño: "Quiero parte de tu sueldo, las asistencias me las tenías que dar tú a mí y no yo a ti".Christian Vieri, el actual Pichichi, habló al fin sobre el gol de su vida. Esperó a llegar a Italia para hacerlo, pero al final describió sus sensaciones. Y confesó su secreto: "Nunca darme por vencido; no pensar jamás que una cosa es imposible".

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS