Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Endesa fracasa en su intento de llevarse directivos clave de Telefónica a Retevisión

La primera batalla entre Telefónica y Retevisión, segunda compañía de teléfonos de España controlada por el grupo público eléctrico Endesa y Telecom Italia, se ha dirimido en los despachos y ha terminado en un pacto de no agresión entre ambos grupos. La eléctrica quiso fichar a directivos de primera línea de Telefónica para llevarlos a Retevisión. Sin embargo, esta OPA hostil de Endesa se ha saldado con un acuerdo por el que Retevisión no intentará fichar a ejecutivos de primer nivel de Telefónica y ésta se compromete a no arrebatarle sus especialistas en tecnología audiovisual para su plataforma de televisión digital vía satélite. Endesa también ha sondeado al ex directivo Ignacio Santillana.

El cazatalentos contratado por Endesa se ha dirigido a dos directivos de la vieja guardia de Telefónica, protagonistas de primera línea en la etapa de Cándido Velázquez y ratificados por el actual presidente de la compañía, Juan Villalonga. Se trata de Luis Lada, consejero delegado de Telefónica Móviles, y Guillermo Fernández Vidal, director general del área de grandes clientes de Telefónica. Además, Endesa, directamente, ha contactado con Ignacio Santillana, ex-consejero delegado de Telefónica Internacional.Los tres jugaron un papel fundamental en la estrategia de expansión de Telefónica en los últimos años y Endesa les ofrece el puesto de máxima responsabilidad ejecutiva (dirección general) en Retevisión, la compañía que romperá el monopolio de Telefónica en telefonía fija tras 74 años de vigencia.

Endesa ha tocado la fibra sensible de Telefónica y ha forzado la rápida intervención de Javier Revuelta, consejero delegado de la operadora, para contener la fuga de cerebros hacia la que será su más directa competidora a partir de septiembre. Resultado de su intervención ha sido un pacto de no agresión entre Endesa y Telefónica.

Lada y Fernández Vidal, que acumulan más de 35 años de experiencia en Telefónica, son dos excelentes conocedores de los entresijos de la casa. Integrantes del comité de dirección y, en el caso de Fernández Vidal, ha formado parte del núcleo corporativo que formó Villalonga con hombres de su entera confianza. Además, ha sido el encargado de diseñar y discutir las tarifas de interconexión entre operadoras, uno de los factores que determinan las posibilidad de crecimiento de los nuevos operadores, y de negociar con Unisource la salida ordenada de Telefónica del grupo europeo tras su incorporación a la alianza BT-MCI

Santillana, que fue destituido por Juan Villalonga cuando este accedió a la presidencia de Telefónica hace poco más de un año, fue el artífice de la expansión internacional de la compañía. Poco después fue contratado por la firma estadounidense GTE como director general de expansión internacional con sede en, Stanford (Nueva York).

Primer asalto

La OPA hostil de Retevisión-Endesa no ha tenido con ello el éxito buscado. Pero las ofertas han forzado una reacción de Telefónica, que nada más conocer la intención de su nueva competidora convocó una reunión con responsables de Endesa. De esa reunión -celebrada por Javier Revuelta, consejero delegado de Telefónica, y José Luis Marín, director general de diversificación de la eléctrica- salió un pacto de no agresión, de manera que Retevisión se compromete a no tentar a más directivos de primer nivel de Telefónica. A cambio, ésta no intentará llevarse a los especialistas de Retevisión para que la ayuden a montar su pretendida plataforma de TV digital. Los pactos de Endesa y Telefónica, ambas accionistas de la cadena de televisión Antena 3, no auguran nada bueno para los consumidores.

Este pacto no obliga, sin embargo, a no tocar a ex directivos de Telefónica, como es el caso de Santillana, quien conoció las intenciones de Endesa incluso antes que sus ex compañeros. La contratación de Santillana fue recomendada por dos de los bancos de inversiones que la asesoran en el proyecto para la creación de un segundo operador global de telecomunicaciones. Santillana conoce las bases sobre las que se asienta el poder de Telefónica en América Latina, uno de los objetivos prioritarios de Retevisión, y mantiene muy buenas relaciones con Telecom Italia y AT&T, compañía esta última con la que estuvo negociando una alianza internacional para Telefónica.

AT&T, aliada ya de Telecom Italia en otros mercados, espera cerrar un acuerdo de colaboración con Retevisión, al que se sumaría también Unisource y esas perspectivas son las que han favorecido la candidatura de Santillana.

Nuevos nombramientos

Pese a los pactos no escritos entre Endesa y Telefónica, la eléctrica ya se ha llevado para Retevisión a un directivo. Se trata de Antonio Cantón, que ocupó la subdirección general de gestión comercial de Telefónica. Cantón diseñó la cadena de tiendas de Telefónica, Telespacio, una de las piezas claves en la nueva estrategia de la compañía, pero fue relegado por Villalonga nada más acceder éste a la presidencia. Se ocupará de las mismas tareas en Retevisión.

La comisión ejecutiva de Retevisión aprobó a última hora del martes el nombramiento de tres subdirectores generales, el segundo escalón en la compañía. En ellos se aprecia la influencia de Telecom Italia en los aspectos operativos de la nueva empresa, en tanto que Endesa marca la línea más política, de personal y finanzas.

Se trata de José Luis Soria, que procede de la eléctrica Fuerzas Eléctricas de Cataluña (FECSA), filial de Endesa, y que será responsable de recursos con competencias en las áreas de personal, finanzas, compras, servicios y calidad; Antonio Manichi, que se ocupará de los servicios de transmisión, redes, expansión comercial y marketing; y Giovanni Rossi, que se encargará de la planificación estratégica del segundo operador de telefonía fija en España.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 28 de agosto de 1997

Más información

  • Las compañías firman un pacto de no agresión tras la 'OPA hostil' lanzada por la eléctrica