Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El acercamiento de los presos busca la libertad de Ortega Lara, según el, delegado del Gobierno

El delegado del Gobierno en el País Vasco, Enrique Villar, relacionó ayer la política de reagrupamiento de los presos de ETA en las cárceles del entorno de Euskadi con el intento de lograr un desenlace feliz del secuestro del funcionario de prisiones José Antonio Ortega Lara, en manos de la banda terrorista desde hace justamente cinco meses. "Los movimientos que se están produciendo, este cambio de alguna forma en la política [penitenciaria], van en la línea de conseguir, primero, el cumplimiento de la ley manteniendo la dignidad y, segundo, que estas personas que lo tienen retenido cambien de alguna manera su salvaje comportamiento y se obtenga la libertad de este señor", dijo Villar.

Al cumplirse cinco meses del secuestro del funcionario José Antonio Ortega Lara, representantes del Partido Nacionalista Vasco (PNV) y del Partido Popular (PP) valoraron la nueva política de Instituciones Penitenciarias con los presos de ETA. El Ministerio del Interior estudia que en los próximos meses unos 150 activistas de la banda sean distribuidos por las 12 prisiones que se encuentran en un radio de 300 kilómetros del País Vasco. Su política con ellos será. individualizada y se tendrá en cuenta la evolución de cada uno y la situación de su familia. El PNV ya se ha mostrado favorable al carácter individualizado de los perfiles de los reclusos, aunque ha matizado que no debería haber selecciones previas entre ellos.Ayer, por primera vez, un representante de los populares en la Administración relacionaba esta nueva política con la vida de Ortega Lara. Enrique Villar, delegado del Gobierno en el País Vasco, no habló en ningún momento de que el acercamiento de presos de ETA fuera un gesto para que los terroristas lo dejen libre. Sin embargo, sí indicó que estos movimientos de Instituciones Penitenciarias e Interior tienen una doble explicación y un doble objetivo: el cumplimiento de uno de los principios orientadores recogidos en la norma penitenciaria, esto es que los presos cumplan la pena en las prisiones más cercanas a sus lugares de origen, y conseguir que Jos secuestradores cesen en su tortura al funcionario.

Villar aseguró que el reagrupamiento de esos 150 presos se realizará de manera progresiva, tal y como ya anunciaron altos responsables de Interior. Con esta reorientación, muy criticada desde el mundo de la izquierda abertzale y tildada de "cruel" por organizaciones como Gestoras Pro Amnistía y Senideak, la aso ciación de sus familiares, el PP pretende también cumplir el acuerdo, alcanzado en el Parla mento vasco el 28 de diciembre pasado y por el que se pedía su acercarniento, independiente mente del delito,, a las cárceles de la comunidad.

El portavoz del PNV, Joseba Egibar, terció ayer en el debate a través de Radio Nacional. Yendo más. lejos y mirándose en elespejo de la situación de violencia que vive Irlanda, abogó por el reagruparniento de estos reclusos. Así, dijo que con el de los 503 totales tal vez se podría con seguir que ellos mismos forzasen a la dirección de ETA a dar pasos hacia una solución negocia da y una paralización de los atentados: "Cuando los presos de ETA se juntan y empiezan a discutir, ése es un buen momento para que ellos también lleguen a determinadas conclusiones y presionen a la organización; y, si no, fijense en el proceso irlandés, que lleva los sobresaltos que todos conocemos: los presos presionaron [al IRA] para parar Pos atentados]".

La Mesa de Ajuria Enea

El reagrupamiento supondría el final de la política de dispersión iniciada por los socialistas a finales de los años 80. Desde sectores políticos y pacifistas ya se ha advertido que esta decisión sería considerada como una cesión al chantaje de los terroristas.

Los diferentes partidos han hecho públicas durante estas dos semanas sus posturas sobre el acercamiento, uno de los temas estrella de la próxima reunión de la Mesa de Ajuria Enea. A falta de la confirmación oficial por parte del lehendakari, José Antonio Ardanza, su próximo encuentro se celebrará el 25 de este mes. El secretario general de los socialistas vascos, Ramón Jáuregui, indicó ayer que su partido pretende poner también encima de ella todo lo relacionado con la violencia callejera.Ayer, al cumplirse los cinco meses del secuestro de Ortega Lara, se celebraron concentraciones de solidaridad con él ante todas las prisiones y a ellas acudieron numerosos funcionarios y políticos. El director general de Instituciones Penitenciarias, Angel Yuste, se sumó -a la de Madrid. El Gobierno, dijo, se reafirma en su voluntad de no ceder al chantaje de ETA. Al contrario que Villar, desvinculó de la evolución del caso de Ortega las decisiones que el Ejecutivo adopte respecto a los presos: "La política no puede estar condicionada a hechos coyunturales" que engendrarían "nuevas acciones violentas" de los terroristas para lograr sus fines.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 18 de junio de 1996

Más información

  • Egibar, favorable al reagrupamiento de los reclusos de ETA para que fuercen una tregua