Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nadie se responsabiliza de a conservación del puente

Nadie quiso ayer hacerse responsable de la pasarela que por la mañana cayó sobre el Tajo causando dos muertos. La Confederación Hidrográfica del Tajo, dependiente del Ministerio de Medio Ambiente, rechazó ayer ser el organismo que ordenó tenderla. Enrique Noaín, su presidente, comentó: "Ese puente no fue ni construido ni conservado nunca por mi departamento. No tenemos nada que ver con ella". Desde la Confederación del Tajo se apuntó ayer "la posibilidad de que la obra fuera del Ministerio de Fomento".Sin embargo, un portavoz de este ministerio rechazó ayer que Fomento fuese la entidad encargada de conservar y mantener el puente caído. "En todo caso, será de Patrimonio Nacional, porque esa zona pertenece a ese organismo [está junto a los jardines del Príncipe]".

Patrimonio Nacional, por su parte, niega también ser el res ponsable del mantenimiento de esta construcción: "La pasarela pertenece a Fomento. Nosotros no construimos sobre ríos" Fomento rechazó estas afirmaciones: "Hemos revisado nuestros archivos. La Confederación del Tajo es quien, por lógica, debe conservar el puente. También podría ocurrir que el puente sea del restaurante [El Castillo] que está junto a la pasarela".

Reparado un año atrás

Ayer, los responsables del establecimiento hostelero negaron que ellos tuvieran algo que ver con la conservación. "El año pasado fue reparada por trabajadores del Ministerio de Obras Públicas, por lo menos eso dijeron los trabajadores".Por su parte, Medio Ambiente descartó que el puente fuese de su competencia. "En todo caso, de Patrimonio Nacional", mantienen.

Lo único seguro es que el año pasado fue la última vez que el puente fue pintado. Los trabajos los llevó a cabo la empresa Elsamex, encargada de la conservación de la cercana N-IV. Un portavoz de Elsamex aseguró ayer: "Nosotros pintamos el puente motu proprio. Teníamos una convención de la empresa en Aranjuez y le dimos unas manitas de pintura [gris metalizado] para que quedase más bonito. Nadie nos encargó este trabajo".

El Ayuntamiento de Aranjuez, que en la mañana de ayer afirmaba que el puente había sido construido por el Ministerio de Fomento, cambió su versión por la tarde: "Fue mandado levantar por orden de Patrimonio Nacional. El constructor [un vecino de Aranjuez] no quiere hablar. Está muy afectado". Sin embargo, este Ayuntamiento no quiso pronunciarse con claridad sobre qué organismo se responsabilizó de la conservación de la obra durante los últimos años.

La pasarela sobre el Tajo fue construida hace tres décadas. Tenía unos 40 metros de largo y uno de ancho. Cuatro tensores de acero -dos por arriba y dos por abajo- formaban su estructura. El suelo estaba formado por tablas de madera.

Ante ella había dos carteles que indicaban que no debía ser utilizada por menos de 10 personas a la vez. Ningún organismo firmaba los carteles.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 30 de mayo de 1996