Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Vallehermoso culpa del parón de la vivienda a la incertidumbre sobre pensiones

El presidente de Vallehermoso, Martin Eyries, justificó ayer el parón que sufre el sector de la vivienda con tres argumentos básicos: la incertidumbre existente en torno al futuro de las pensiones, el elevado desempleo, que se une a la alta precariedad de los puestos de trabajo, y las dudas que surgieron antes de la convocatoria de las pasadas elecciones generales.Eyries, en el transcurso de una rueda de prensa previa a la junta general de accionistas que se celebra hoy en Madrid, explicó que el problema del futuro de las pensiones ha provocado que los ciudadanos destinen sus ahorros a fondos, "en lugar de a cambiar de vivienda". Ese efecto es complementario a los producidos por la reducida capacidad de consumo de las personas sujetas a contratos en precario y "al clima de incertidumbre sociopolítica previo a la convocatoria de elecciones, que provocó el aplazamiento de muchas decisiones de compra".

El máximo responsable de la inmobiliaria ligada al BCH pidió al nuevo Ejecutivo una Ley del Suelo más liberalizadora y flexible. Además, solicitó que la vivienda deje de ser "un centro de recaudación fiscal y parafiscal". Vallehermoso cerró el primer trimestre del año con unos beneficios de 1.356 millones, lo que supone un aumento del 12,1% sobre el mismo periodo del ejercicio anterior.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 18 de mayo de 1996