Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
GENTE

DIRECTOR McFERRIN

Bobby McFerrin sugería en su éxito Don't worry be happy que lo mejor era tomarse la vida sin complicaciones, una receta que no aplica a sus propias actividades profesionales. El cantante neoyorquino, de 45 años, sigue actuando ocasionalmente con su grupo de jazz, pero ahora dedica la mayor parte de sus energías a dirigir orquestas. Alumno de Leonard Bernstein y devoto de Carlos Kleiber, McFerrin ha trasladado su residencia a Saint Paul (Minnesota) para trabajar con la orquesta de cámara de la ciudad; también ha tomado la batuta al frente de la Filarmónica de Londres, la Sinfónica de San Francisco y otras notables agrupaciones. McFerrin suele invitar a los músicos a sus órdenes a despojarse de sus trajes de etiqueta, pero irrita aún más a los sectores puristas por su costumbre de sumar su voz a la masa orquestal.-

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 11 de noviembre de 1995