Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un 'rapado' pegó a un joven tras forzarle a gritar: "¡Viva España!"

Uno de los seis cabezas rapadas que, armados con navajas y cascos de vidrio rotos, golpearon hace quince días a un joven después de obligarle a gritar "¡Viva España!" fue detenido el pasado domingo. Se trata de Santiago P. M., de 19 años. Él y su grupo agredieron también a un hombre que acudió en ayuda de la víctima. Los hechos ocurrieron el 11 de septiembre a la salida de la discoteca Kea, en la plaza de Eurípides, en San Blas.Los seis rapados abordaron al joven y le obligaron a contestar al grito patriótico. Cuando éste, atemorizado, les obedeció, comenzaron a agredirle. Un viandante de 30 años que intercedió a su favor también salió malparado. Ambos sufrieron cortes y hematomas en cabeza y tórax.

La descripción que las dos víctimas hicieron del agresor que más se había ensañado, un joven delgado, alto, con el pelo muy corto y ropa oscura, permitió su arresto. La detención se produjo en la misma discoteca donde ocurrieron los hechos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 27 de septiembre de 1994