Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Olazábal recupera el 'feeling'

El jugador español encabeza la Orden de Mérito tras ganar el open del Mediterráneo

Ha recuperado el feeling y está satisfecho. Fin de la emisión. José María Olazábal no se conformaba con menos. "Si hubiera ganado en Jerez la semana pasada no habría estado tan contento como el domingo, despué de ganar el abierto del Mediterráneo", dice una persona del entorno del golfista de Hondarrabia (Guipúzcoa). Y eso que llevaba dos años sin ganar un solo torneo. Y que el triunfo le ha valido pasar a encabezar la orden de mérito. Pero lo que el vasco necesitaba no era tanto un triunfo como recuperar la confianza. O el feeling, que, dicho llanamente, viene a significar algo así como estar seguro de que la bola va hacia donde desea el jugador.Olázabal siente que ganó en Orihuela por él mismo, por sus propias fuerzas, por aplicar su forma de jugar y no por los errores de los contrarios o por chiripa. Y eso a pesar de que su mayor rival por el triunfo, el irlandés Paul McGinley, cometió un doble bogey en el 17 y un bogey en el 18, lo que le permitió al vasco alcanzarle y disputar el desempate. Pero él sintió que no había ganado por ser el menos malo o por cometer menos errores de bulto que en otras ocasiones. Se sintió encaminado hacia la máxima del golf: mínimos errores y máximos aciertos. Olazábal cree que gran parte de ello es el resultado de su preparación invernal, diferente a la de otras temporadas, más centrada en el juego de campo. El golfista vasco se encamina ahora hacia uno de los puntos fuertes de la temporada, el Masters de Augusta (7 a 10 de abril). Tenía previsto participar desde este jueves en el Abierto de Mallorca, pero ha cambiado de opinión. La causa fundamental es que el escenario, el campo de Son Vida, no le acaba de gustar. "Allí no se puede desarrollar un golf de talento", dicen sus amigos.La aventura americana comenzará para Olazábal el 20 próximo. Participará, antes del Masters, en el torneo TPC de Ponte Vedra (Florida) y en el de Nueva Orleans.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 9 de marzo de 1994