Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El delegado del Gobierno desoye al PSOE y da por válido un pleno

El delegado del Gobierno en Madrid, Miguel Solans, ha reconsiderado su propia postura y la del PSOE y ha decidido dar por bueno el pleno municipal extraordinario y urgente celebrado el pasado día 5 en el Ayuntamiento de Pinto (22.000 habitantes). En un principio, Solans, a requerimiento del grupo municipal socialista, pedía al alcalde, Carlos Penit, de Izquierda Unida, que se anulasen los acuerdos alcanzados en aquella sesión al haberse vulnerado la legislación vigente. Ahora, Solans reconoce que "no ha habido infracción del ordenamiento jurídico".

Penit se ha mostrado satisfecho por esta decisión, aunque ha precisado que Solans "no tiene potestad para anular un pleno municipal; si lo hiciera, sería un ataque a la autonomía municipal reconocida en el artículo 137 de la Constitución".

La Delegación del Gobierno, a instancias del portavoz socialista de Pinto, Antonio Fernández, consideró en primera instancia contrario a la ley que no se entregaran los informes de los asuntos a tratar en el pleno al mismo tiempo que se hacía la convocatoria del mismo.

"El delegado ha actuado a instancia de parte", dijo ayer el alcalde, "y sin ponerse en contacto conmigo ni comprobar si la denuncia del portavoz socialista era fundada o no".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 25 de febrero de 1993

Más información

  • Pinto