Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA HUELGA GENERAL

Los partidos, salvo IU, minimizan el seguimiento de la jornada de paro

Los principales partidos, salvo Izquierda Unida (IU), coincidieron ayer en minusvalorar el resultado de la jornada desde perspectivas diferentes. El secretario de Organización del PSOE, Txiki Benegas, manifestó: "Se puede decir que la huelga ha sido un fracaso desde dos perspectivas: por un lado, el paro ha sido muy desigual y, por otro, hay que tener en cuenta la actuación coactiva de los piquetes, que han impedido en muchos casos la posibilidad de los trabajadores de incorporarse a sus puestos".Francisco Álvarez Cascos, secretario general del Partido Popular (PP), opinó que con la huelga pierden tanto el Gobierno como los sindicatos. El dirigente del PP reprochó a UGT y CC OO que organicen paros que perjudican a los ciudadanos y a la economía española sin conseguir con ello rectificar las decisiones del Gobierno. Los parlamentarios del PP se pusieron ayer de acuerdo para disponer vehículos privados al servicio de quienes no los tuvieran para poder acudir al trabajo.

El portavoz del CDS, José Ramón Caso, señaló que "esta huelga no era oportuna en estos momentos".

PNV y CiU, contundentes

El portavoz de Convèrgencia i Unió (CIU), Miquel Roca, se mostró bastante contundente en su postura de crítica a los sindicatos. En su opinión, la jornada "no ha reproducido ni el clima ni los resultados del 14-D" y "debe influir en los sindicatos para que entren en una fase de negociación a la que todos los partidos les tenemos invitados con el Gobierno para avanzar con más eficacia, puesto que se ha constatado que la actitud actual es inútil".

El portavoz del Partido Nacionalista Vasco (PNV), Iñaki Anasagasti, resaltó que su grupo parlamentario quiso demostrar con su presencia ayer en la Cámara el total rechazo a la huelga. "El ir a la huelga por la huelga y a la confrontación por la confrontación no va a llevar a ningún sitio. Hoy estamos peor que ayer", exclamó. Anasagasti opinó que los sindicatos han perdido. autoridad moral.

El coordinador general de Izquierda Unida, Julio Anguita, consideró la huelga como un éxito, a pesar de que todas las fuerzas políticas, con excepción de IU, han apoyado al Gobierno, y de que la ley Corcuera fue aplicada "en su auténtica faz".

A diferencia de las manifestaciones de los propios sindicatos, que ayer no exigieron expresamente la retirada del decreto de recorte de las prestaciones al desempleo, Anguita sí pidió al Gobierno que anule esa normativa que a su juicio es "impresentable, al igual que el plan de convergencia".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 29 de mayo de 1992