_
_
_
_

La historieta se anima

Las nuevas series de dibujos buscan la seguridad de los personaje populares

La historieta es fuente continua de inspiración para los productores de series de dibujos animados para la televisión. Baste citar ejemplos como los de Lucky Luke, Los Pitufos, El Príncipe Valiente, Dragonball o Dr. Slump para confirmarlo. Desde Francia y EE UU llegan nuevas producciones basadas en populares personajes de tebeos que aprovechan la creatividad de guionistas y dibujantes.

La multiplicación de la oferta televisiva en todos los países del mundo ha provocado que los productores de series para la pequeña pantalla renueven sus ofertas. Conscientes de la importancia del público infantil como eterno devorador televisivo, las series de dibujos animados se convierten en material codiciado para llenar la amplia franja de programación destinada a los más pequeños. La falta de ideas originales ha hecho que sean los personajes de historietas el objetivo principal de las nuevas series animadas que en estos momentos se están produciendo en Europa y en Estados Unidos.Por parte europea, Tintín ha sido el héroe escogido por la productora francesa Ellipse (filial del Canal + francés) y la canadiense Nelvana para la producción de una nueva serie televisiva de 13 episodios basada, en esta ocasión, en algunos de los más famosos álbumes del personaje creado por el belga Hergé en 1929. La serie, emitida ya en Francia y EE UU, ha sido mal acogida por la crítica, que denuncia la pobreza de la animación y la palidez de sus colores. La misma Ellipse acaba de producir el capítulo piloto de una serie basada en el álbum Sati, una aventura de Basil y Victoria, dos jóvenes y paupérrimos habitantes de los bajos fondos del Londres victoriano creados por el genial guionista Yann y la dibujante Edith.

Walt Disney se hizo el año pasado con los derechos para la versión en dibujos animados del voraz Marsupilami. Este extraño animal, mezcla entre primate y felino, poseedor de una larga y eficaz cola y residente en la jungla del imaginario país de Palombia, es obra del historietista belga Franquin y se ha convertido en uno de los personajes fetiche del tebeo franco-belga. Finalmente será la división francesa de los estudios Disney -responsable de varias películas protagonizadas por Michey Mouse, el Pato Donald y compañía- quien se encargará de la realización de la serie televisiva.

Superhéroes

Algunos de los más populares superhéroes del comic-book y una de las viejas series televisivas de los años sesenta son los temas escogidos por los estudios de animación norteamericanos para reactivar su producción televisiva. El departamento de animación de Warner, después de su asociación con Steven Spielberg para la producción de Tiny Toons, está dispuesto a cambiar la imagen ñoña y edulcorada que las últimas versiones en dibujos animados habían ofrecido de un superhéroe como Batman. Aprovechando el filón abierto por el éxito de los comic-books del hombre-murciélago -sobre todo por la versión de Frank Miller en El señor de la noche- y de las dos recientes versiones flilmicas, Warner está preparando una nueva tanda de 64 episodios de media hora con un contenido muy cercano al Batman oscuro y posmoderno de Tim Burton.

Nelvana y C&C están produciendo en estos momentos otros 64 capítulos de 30 minutos protagonizados por un grupo de superhéroes tan popular como La Patrulla-X. Después del récord de ventas de la nueva colección de comic-books de estos mutantes con superpoderes, escrita por Chris Claremont y dibujada por Jim Lee-cuatro millones de ejemplares en EE UU-, y del proyecto de filme con actores de carne y hueso producido por James Cameron -Abyss, Terminator 1 y 2- parece que ha llegado el gran momento de estos incomprendidos superhéroes. Como parece que también es el momento de resucitar una vieja serie de los años sesenta, La familia Adams. Tras la reciente actualización de tan desastrada prole por parte de la televisión norteamericana y de su reciente revisión cinematográfica, se está preparando una nueva serie de dibujos animados que se estrenará esta temporada en EE UU. No son éstos los únicos proyectos de series televisivas de dibujos animados basadas en historietas que se han puesto en marcha -se están preparando series basadas en Valerian o Yoko Tsuno-, pero en todo caso sirven para demostrar que la historieta sigue siendo fuente de inagotables recursos imaginativos.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_