Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

British Gas seguirá como accionista en filiales de Gas Natural a cambio de vender su participación directa

La multinacional británica British Gas ha alcanzado con Gas Natural, SA, un acuerdo de permanencia en el mercado español como contrapartida para desprenderse de su paquete del 10% en la distribuidora española. El grupo británico, que materializará la venta con una ganancia superior a los 5.000 millones de pesetas -compró por un total de 11.000 millones y vende por encima de los 16.000 millones-, permanecerá en el accionariado de dos empresas filiales de Gas Natural dedicadas a ingeniería del gas y distribución comercial, señalan fuentes de la distribuidora. Repsol refuerza su mayoría en el capital de Gas Natural, SA, hasta superar el 44%, sumando, a su participación la que tiene el Instituto. Nacional de Midrocarburos (INH), al adquirir a British Gas la mayor parte del paquete.

La operación cerrada entre Robert Evans, presidente de la multinacional británica; Guzmán Solana, vicepresidente de Repsol y consejero de Gas Natural, y Antoni Brufau, director general adjunto de La Caixa y consejero de Gas Natural, se formalizará la próxima semana por medio de una aplicación en Bolsa a precio de mercado por un total que rondará los 16.000 millones de pesetas. La Caixa, segundo accionista institucional de Gas Natural, SA, sólo adquirirá un 2% del paquete, de British y "situará su participación en la distribuidora en algo menos del 25%", según fuentes de la entidad de ahorro.

El reparto del paquete de British evita la obligatoriedad de una OPA por parte de La Caixa- -al no alcanzar el 25%- y supone en la práctica una dilución de la presencia de la entidad de ahorro en la sociedad del gas, pero con vocación de mantenerse como socio financiero potente. Pere Duran, presidente de Gas Natural, SA, anunció el pasado mes de mayo en la junta de accionistas de la compañía, nacida con la fusión de Catalana de Gas y Gas Madrid, que Repsol controlaría la mayoría compartiendo con La Caixa los derechos políticos.

El grupo público ha acepta, do mantener la presencia de British en el mercado español en el área puramente de "distribución, minorista en los mercados comercial y doméstico dado el alto nivel tecnológico de la multinacional británica en este campo y la necesidad de reforzar la presencia territorial y comercial de la distribuidora", señalan fuentes de Gas Natural, SA.

El alto precio pagado por los principales accionistas de Gas Natural, SA, para deshacer la posición británica directa y clarificar las proporciones en el núcleo duro del capital de la distribuidora se explica a partir de los planes industriales elaborados por Repsol-Butano.

La compañía semipública es, en la práctica, la que diseña el papel de la gran, distribuidora nacional que conforma uno de los pilares de la distribución de gas España, seriamente reforzada por la Administración a partir del momento en que el ministro de Industria, Comercio y Turismo, Claudio Aranzadi, anunció oficialmente el incremento del papel del gas en el Plan Energético Nacional (PEN). El otro pilar lo constituye la empresa nacional Enagas, encargada del comercio mayorista y los gasoductos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 14 de noviembre de 1991

Más información

  • Repsol-INH supera el 44% y La Caixa no alcanza el 25%