Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un explosivo destroza en Oyarzun al joven que lo manipulaba

José María Arancistroqui, de 23 años, resultó destrozado pocos minutos después de las doce de la mañana de ayer al estallar un artefacto que transportaba en su coche cuando se encontraba en el aparcamiento del hipermercado Mamut, en al localidad guipuzcoana de Oyarzun.El cuerpo del presunto terrorista salió despedido a varios metros, y dos coches más resultaron destrozados por la explosión, que ocurrió cuando había numerosos clientes realizando compras.

A las 12.14, la asociación Detente y Ayuda (DYA) recibió una llamada en nombre de ETA que advertía que un cuarto de hora después estallaría un artefacto en el hipermercado Pryca, que está a pocos kilómetros del de Mamut.

La policía sospecha que los comunicantes confundieron el Supermercado, y las mismas fuentes añaden que el error pudo ser trágico de no haber hecho explosión el artefacto de Mamut, ya que se ordenó el desalojo de Pryca.

El activista muerto era natural de Usurbil (Guipúzcoa), donde ayer se practicaron registros y detenciones.

Página 13

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 22 de agosto de 1990