Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
GENTE

Joan Báez

El cambio de 'la reina del folk'

Su nombre sigue teniendo peso y todos la recuerdan como lo que realmente fue: la reina del folk, aunque ella intente todo lo contrario. El anuncio de su nueva gira por 30 ciudades norteamericanas sorprendió el pasado mes de octubre, pero sus primeros conciertos en Indiana, Utah, Colorado y Wisconsin han gustado. La mercadotecnia que la rodea y que prentende presentarla como la nueva Báez o, simplemente, la Báez de los noventa está haciendo un buen trabajo porque llena los lugares donde actúa y ha conseguido que algunos críticos escriban que "su voz, menos opresiva y agresiva que en los sesenta y setenta, suena mejor".Joan Báez está contenta porque la gente sigue reaccionando cuando se pronuncia su nombre. Sus 48 años apenas se notan, si no fuera por unas canas que la cantante no quiere teñir. Sin embargo, los años pasan y Báez debe responder a una pregunta: ¿No debió usted evolucionar hacia el rock en los años setenta y no esperar a cambiar al llegar a los noventa?

Joan se ha presentado en EE UU con nuevo disco, el número 32 de su colección -Hablando de sueños-, y, como siempre, con mucha serenidad.

Pero los tiempos cambian y Báez ha comprendido que debía alejarse de su propio estereotipo. En su nuevo trabajo, la cantante ha intentado ofrecer un nuevo sonido. Estaba obligada a ello teniendo en cuenta el empuje de Tracy Chapman, Suzanne Vega o Christine Lavin. "Yo soy diferente a ellos, yo no puedo hacer rock, pero ellos no pueden hacer lo que hago yo", ha declarado la cantante, que a juicio de algunos críticos no supo evolucionar del foIk al rock, como sí hizo Bob Dylan.

La nueva Joan Báez no quiere recordar la época del folk ni las guerras de los años sesenta y no recibe con agrado las peticiones del público para que cante su legendario Blowing in the wind. "Hay muchos que pretenden que regrese a aquella época, estoy en otro lugar y no quiero que me releguen a aquel recuerdo".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 16 de noviembre de 1989