Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Junta Electoral de Pontevedra desestima las quejas de los centristas

La Junta Electoral Provincial de Pontevedra proclamó ayer los diputados y senadores electos y desestimó las cerca de cuarenta impugnaciones presentadas por el Centro Democrático y Social (CDS) en el trascurso de la operación de recuento de votos de las elecciones legislativas.El CDS había solicitado que no fuesen computados los votos emitidos en 23 mesas de Vigo y 18 mesas distribuidas en otros 10 municipios, dado que el número de votos escrutados superaba el número de electores que habían votado. La Junta sólo aceptó la reclamación referida a dos mesas en Vigo y Marín.

El CDS anunció ayer su intención de acudir al contencioso electoral ante el Tribunal Superior de Justicia de Galicia. De esta forma, confia en rebajar la diferencia de 498 votos que permitieron a los socialistas conseguir su cuarto escaño para el Congreso.

Fuentes del partido centrista, citadas por la agencia EFE, manifestaron su confianza de que, en una instancia judicial, se atiendan sus recursos y se declaren nulos los resultados de las mesas impugnadas.

Los centristas perdieron en Pontevedra el escaño que la pasada legislatura había ocupado Francisco Javier Moldes Fontán, quien encabezaba nuevamente la candidatura en las elecciones del pasado 29 de octubre.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 11 de noviembre de 1989