Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ELECCIONES GENERALES

Aznar, safisfecho por haber roto el techo electoral de la derecha conservadora

José María Aznar vivió las últimas horas del día de ayer como "una gran noche electoral", que le dedicó a Manuel Fraga como leal heredero suyo, en la que disfrutó haber derrotado en Madrid al presidente del Gobierno, Felipe González, y demostró, sin hacer ostentación pública de ello, que ha roto el techo electoral de la derecha conservadora, y en concreto del propio Fraga, para quien el respaldo electoral confirma "el éxito del proceso de refundación y del relevo generacional".

Muy sonriente, con chaqueta azul, camisa de rayas azules y corbata -la misma combinación de ropa que ha vestido durante toda la campaña-, Aznar resaltó que los resultados de los comicios de ayer suponen "el punto final de una etapa de una forma de gobernar que mantenía un bloqueo político e institucional" en España.Satisfecho con un porcentaje de votos que supera el obtenido por Marcelino Oreja el pasado junio al frente de la candidatura al Parlamento Europeo, subrayó que el PP ha vuelto a ganar al PSOE en Galicia y le ha derrotado por primera vez en unas legislativas en Castilla y León y Baleares, según los datos del PP. Aznar ha conseguido, según los primeros indicios del escrutinio, sumar a los votos de la extinta Alianza Popular, significativos apoyos centristas. Unos resultados que, en conjunto, le han dejado satisfecho, hasta el punto de comentar, con humor: "Doy por bueno hasta el mareo en el barco [desde el cual pidió en Málaga el voto a los pescadores]".

No obstante, receloso por la demora del Ministerio del Interior en ofrecer datos pormenorizados, dio anoche instrucciones a todas las organizaciones provinciales del PP para que extremen "las precauciones respecto a la conservación de las papeletas y de las actas del escrutinio".

El líder electoral del PP rehuyó en todo momento utilizar el término "pucherazo" y se limitó a expresar su sospecha ante la asignación al partido socialista de los escaños pendientes de adjudicar cuando se encontraba escrutado el 95% de los votos.

El ahora máximo representante del primer partido de la oposición reconoció que corresponde al partido socialista la iniciativa de formar Gobierno y consideró como un comentario "poco serio, impropio de quien aspira a repetir como presidente del Gobierno" el realizado por Felipe González al aludir a la hipótesis de que todas las fuerzas no socialistas pudieran aspirar al encargo de constituir un Gobierno.

Aznar expresó su convicción de que la nueva composición del Parlamento aporta una sólida base a la esperanza del Partido Popular de "ser alternativa de Gobierno en muy corto plazo". Asimismo, aseguró que había permanecido tranquilo durante toda la jornada y ofreció como muestra de ello el que se desplazara conduciendo su propio vehículo desde Madrid a Valladolid para votar y haber regresado en su turismo a la capital española.

El máximo representante del primer partido de la oposición denunció un nuevo caso de irregularidades, presuntamente cometidas por el Gobierno, al señalar que en la mesa donde depositó su voto se estaban utilizando tres censos electorales distintos.

La posible pérdida de la mayoría absoluta del PSOE abre la posibilidad de un amplio acuerdo entre las fuerzas de la oposición "para imponer un nuevo estilo, evitar el rodillo y crear comisiones de investigación", según manifestó en Santiago el presidente del PP, Manuel Fraga, para quien esto podría desembocar "en un Gobierno alternativo como el que se ha hecho en Grecia", informa Xosé Hermida.

Fraga señaló que la pérdida de votos del PSOE y el ascenso de Izquierda Unida "es un frente que no ha hecho más que empezar y que terminará cuando los socialistas se queden en su sitio, que es el que tenían en las elecciones del 77 y del 79". Ante estos resultados, el partido mayoritario debe decidir ahora "si quiere o no gobernar".

El candidato del PP a la presidencia de la Xunta dijo: "Nadie más que yo se alegra de los resultados obtenidos por Aznar". En opinión de Fraga, el respaldo electoral obtenido por la candidatura de Aznar confirma "el éxito del proceso de refundación y del relevo generacional". Fraga destacó especialmente el triunfo obtenido por el PP en Galicia, que le otorga posibilidades de vencer en las elecciones autonómicas del 17 de diciembre.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 30 de octubre de 1989

Más información

  • Fraga dice que se confirma el "éxito" de la refundación