El rey del tabaco

El industrial canario Eufemiano Fuentes Díaz era en 1976 el propietario de una de las industrias tabaqueras más importantes de Europa. Nacido en Las Palmas, comercializó, entre otras marcas, Vencedor y Condal, y tenía 61 años cuando se perpetró su secuestro. Vinculado al franquismo, Fuentes mantuvo alguna actividad política en las islas antes de dedicarse al negocio del tabaco.Sus secuestradores exigieron el pago de unos 60 millones de pesetas. La familia intentó dos veces pagar el rescate, pero las operaciones fallaron al ser descubierta la vigilancia policial. Casi cuatro meses después del secuestro, aparecieron en el pozo de La Dehesa unos restos humanos, identificados después como el cadáver de Fuentes Díaz.La autoría del secuestro se atribuyó en un primer momento al Movimiento para la Autodeterminación y la Independencia del Archipiélago Canario (MPAIAC). Posteriormente se llegó a afirmar que la mafia norteamericana trataba de anular la expansión del negocio de Fuentes. Las pesquisas policiales se orientaron entonces a la investigación de delincuentes comunes de la isla. La policía realizó una impresionante operación de rastreo para la localización de Angel Cabrera, el Rubio. Pero no se consiguió su captura.

Más información

Un policía resultó muerto en, el transcurso de un tiroteo durante la operación y un estudiante de 21 años falleció como consecuencia de los disparos de la policía, que le confundió con el Rubio. Seis policías fueron condenados después por homicidio.El secuestro y presunto asesinato del industrial motivaron la detención de cinco familiares del Rubio, dos de los cuales llegaron a ser condenados en relación con aquellos hechos. En el mes de junio de 1980, la Audiencia de Las Palmas condenó al padre y a uno de los hermanos a ocho y seis años de prisión, respectivamente, por un delito de secuestro con rescate Las dudas planteadas entonces sobre los restos mortales hallados en el pozo no llegaron a desvelarse.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 14 de agosto de 1989.

Lo más visto en...

Top 50