Polémica en EE UU por las simulaciones televisivas

La simulación televisiva de la escena, emitida a finales del pasado mes de julio, en la que el presunto espía norteamericano Félix S. Bloch pasaba un maletín a un agente del Comité Estatal de Seguridad (KGB) ha provocado una fuerte polémica en Estados Unidos. La cadena American Broadcasting Company (ABC) ha sido duramente criticada por emitir la información exclusiva que relacionaba al diplomático con la URSS con unas imágenes falsas de aquel contacto.

El debate ahora se centra en el derecho de las emisoras a simular las imágenes de aquellas informaciones, de las que no se posee testimonio filmado. Se trata de las denominadas simulaciones, una técnica televisiva que comienza a ser muy utilizada en EE UU y que el caso Bloch no parece vaya a frenar. El pasado día 21 de julio, el programa informativo de ABC, World News Tonight, lanzó al aire en exclusiva la investigación oficial sobre la presunta colaboración de un alto diplomático estadounidense, Bloch, con la URSS. ABC explicó que el Buró Federal de Investigación (FBI) investigaba al diplomático, al que incluso se había filmado el pasado mes de junio entregándo le un maletín a un conocido espía soviético.

ABC emitió unas Imágenes en las que se veía a un hombre parecido a Bloch entregando un maletín. El presentador del programa, Peter Jennings, no dejó claro que se trataba de una simulación, por lo que las imágenes, rodadas como si se tratara de un vídeo policial, tuvieron un impacto informativo enorme.

Posteriormente, ABC tuvo que explicar que las imágenes eran una simulación y que el espía y el agente eran técnicos de ABC. Peter Jerinigs también se disculpó ante los telespectadores por el error de no haber explicado con mayor claridad que aquellas imágenes eran falsas.

Desinformación

The Washington Post arremetió duramente días atrás contra ABC y su anchorman, al que acusó de añadir a este caso una gran dosis de desinformación. Algunos trabajadores de ABC criticaron la utilización de simulaciones en los programas de información, aunque los directivos de la cadena, una de las más prestigiosas informativamente, afirmaron que se seguirá utilizando esta técnica. Sam Donaldson, uno de los presentadores estrella de ABC, explicó que su cadena actuó mal al emitir aquellas imágenes. Donaldson comentó que "es muy importante no mezclar noticias reales con imágenes falsas, porque la gente que ve esa historia dice: Bloch es culpable, yo le he visto pasando el maletín".

Las simulaciones informativas comenzaron a utilizarse de forma continuada desde la aparición en las antenas americanas del programa policial Americas Most Wanted, un espacio de Fox Television Network que recrea asesinatos reales con imágenes simuladas. El éxito del espacio ha contribuido también a que otras cadenas hayan decidido simular las noticias más destacadas de sus informativos.

A pesar de la polémica del caso Bloch, los responsables informativos de CBS y NBC han confirmado que también seguirán aplicando esta técnica en sus programas de información, aunque anunciando de forma clara que se trata de simulaciones.

Lawrence Grossman, un antiguo presidente de NBC, ha declarado: "No creo que las secciones de información deberían penetrar en el mundo de la ficción, o ficción basada en hechos reales".

Edwin Diamond es un especialista en mensajes televisivos y profesor de periodismo en la Universidad de Nueva York (NYU). En su opinión, "simulación es un sinónimo de falsificación; y, por tanto, no creo que se debiera incluir falsificaciones en los programas de información". Según Diamond, "el éxito de la televisión informativa fue la realidad de las imágenes; sería contraproducente alterar ese hecho simulando la realidad".

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 08 de agosto de 1989.

Se adhiere a los criterios de