Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

'Kinito' confirma ante el juez que trabajó como 'topo' de Amedo en Herri Batasuna

, Joseba Urkijo, Kinito, ex miembro de la Mesa Nacional de Herri Batasuna (HB), confirmó ayer, en el Juzgado número 1 de Primera Instancia e Instrucción de Amurrio (Álava), que pasaba información sobre la coalición independentista al subcomisario José Amedo Fouce, encarcelado por su presunta relación con los Grupos Antiterroristas de Liberación (GAL). Kinito compareció ante el juez Bruno Arias, poco después de la una de la tarde de ayer, acompañado por otra persona, y sólo llegó a decir: "No quiero fotos".

La declaración de Kinito, quien se había afeitado la barba que antes lucía, se prolongó por espacio de media hora. Ésta era la segunda citación que se le hacía desde el juzgado. A la primera, señalada para el viernes 2 de junio, el confidente de Amedo no compareció. Aquel día, y debido al inicio de la campaña electoral, numerosos periodistas se habían congregado ante el juzgado.Kinito llegó a Amurrio acompañado por otra persona que no se identificó ante el juez como su abogado. Urkijo, vestido con unos pantalones azules y una camisa de cuadros clara, no hizo ninguna declaración y mostró signos de nerviosismo cuando notó que estaba siendo esperado. Sin embargo, fuentes judiciales indicaron que ayer se mostró más tranquilo que durante la declaración que efectuó el pasado mes. Poco después de las 13.35 horas, Kinito y su acompañante abandonaron Amurrio en un Seat Ronda de color claro.

Urkijo era militante de HASI (Partido Popular Socialista Revolucionario) y de KAS (Coordinadora Abertzale Socialista). Fue elegido miembro de la Mesa Nacional de HB en mayo de 1988 y relevado del cargo nueve meses después.

Indicios de delito

El juez Bruno Arias recibió en la mañana de ayer del juzgado decano de Guadalajara una declaración que Amedo ha realizado desde la cárcel. Kinito recibió una misiva, al parecer del subcomisario, en la que éste le exigía desde la prisión, que siguiera facilitándole información sobre HB. Amedo pedía a Urkijo un informe detallado y actualizado de la situación interna de la coalición independentista tras la ruptura de las conversaciones con el Gobierno en Argel.

El subcomisario advertía al confidente que si no satisfacía su demanda le arrojaría "en manos de los pistoleros de ETA", según relató Jon Idígoras el 25 de abril, poco después de que Kinito confesase ante los responsables de la coalición.

Según fuentes judiciales, existen indicios de delito en el texto de esa carta que, al parecer, le envió Amedo. En este sentido, el juez de Amurrio podría iniciar alguna diligencia probatoria para averiguar el origen de la misiva, algo que según estas fuentes no está nada claro.

Desde que el viernes 21 de abril Kinito se decidiera a confesar ante los miembros de Herri Batasuna que había facilitado información al subcomisario, la de ayer fue la primera declaración que realiza ratificando los hechos. Según fuentes bien informadas, Kinito respondió afirmativamente a la pregunta de su relación con Amedo, a quien denunció tras recibir la carta en la que se le exigía más información sobre la coalición independentista. Kinito denunció posteriormente al subcomisario en un juzgado de Bilbao por un presunto delito de coacciones y amenazas.

El asunto pasó al juzgado número 1 de Amurrio porque el destino de la misiva, la localidad alavesa de Llodio, corresponde al citado juzgado, donde el confidente ratificó la denuncia.

Urkijo no cuenta en este caso con asistencia letrada, ya que no hay ningún abogado personado en el mismo. La persona que le acompañó ayer y que permaneció fuera del despacho del juez mientras declaraba no se identificó como tal. Esta persona, aproximadamente de unos 40 años, con el pelo cano, delgado y vestido con un pantalón oscuro, camisa blanca y mocasines, abandonó el juzgado junto a Kinito.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 13 de junio de 1989

Más información

  • Recibida en el juzgado una declaración del subcomisario