España puede ser clave a escala europea y mundial, segun Antonio Garrigues

"En estos momentos, y a pesar de nuestras verdades amargas, no hay ningún país en el mundo occidental que tenga más perspectivas o unas posibilidades mejores o superiores a las españolas", afirmó ayer el empresario Antonio Garrigues en una conferencia pronunciada en el Club Siglo XXI. Añadió que, "aplicando un mínimo de racionalidad y de constancia", España puede convertirse en los próximos años "en un país clave, en un país que cuente y que influya sustancialmente, en un país decisivo, tanto a escala europea como a escala mundial".Garrígues criticó con dureza e ironía la situación sociopolítica y dijo que, a pesar de las buenas apariencias sobre la transición política y económica, "en España no se piensa ni sobre el pasado ni sobre el futuro, no existe la menor ambición científica, tecnológica o económica, no se aporta nada al acervo europeo en cuanto a planteamientos filosóficos y culturales".

"El país se mueve febrilmente, pero es un movimiento sin acción. No hay una dinámica política ni social auténtica", añadió Garrigues, que censuró con crudeza "el deficiente comportamiento de las elites españolas y el desconocimiento y la apatía sobre temas internacionales".

Garrigues apuntó el concepto de "globalización" como sinónimo de cooperación internacional, "absolutamente necesaria para poder sobrevivir en este nuevo orden mundial". Y añadió que "o España se decide a investigar, a reflexionar, a averiguar, e incluso a espiar, cómo funciona este mundo, o ese mundo vendrá a por nosotros".

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS