Un accidente en una empresa química de Huelva provoca un muerto y tres heridos

La rotura de una soldadura en una tubería de conducción de vapor de agua ocurrida en la empresa Amoniaco-Urea, situada en el polo químico de Huelva, ocasionó la noche del martes la muerte de un trabajador e hirió a otros tres empleados. La contrata Tamesur, empresa especializada en la reparación de fugas y a la que pertenecían los operarios, acababa de soldar la tubería.

Juan Andrés del Río González, de 45 años de edad, casado y con dos hijos, resultó muerto tras reventar la tubería y ser lanzado contra un pilar próximo por la presión que el vapor de agua ejerció sobre la conducción que había sido previamente soldada. El resto de los trabajadores heridos: José Luis Marquínez Orube, José Pavón Rodríguez y José Manuel Cordero se encontraban también en la zona siniestrada y sufren lesiones de carácter leve en las piernas. Ayer tan solo permanecía hospitalizado José Manuel Cordero, afectado por un "varotrauma de oído" por efecto de la explosión, según indica su parte médico.Un comunicado difundido por Amoníaco-Urea, empresa perteneciente a la nueva sociedad Fertilizantes Españoles, SA (FESA), señala que "se había encomendado la reparación de la fuga a Tamesur por ser una compañía de probada experiencia en arreglar este tipo de averías, pudiendo en principio achacarse el accidente al fallo del material de la tubería y no a un defecto en la reparación previamente efectuada". La reparación de la tubería se había realizado sin detener la conducción del vapor de agua por la misma, dado que la empresa contratada es especialista en este tipo de maniobras.

Inspectores del gabinete de seguridad e higiene de la Junta de Andalucía revisaron durante el día de ayer la zona donde ocurrió el accidente. Mientras tanto, Francisco Contreras, director técnico de Tamesur, confirmó el inicio de las oportunas investigaciones para aclarar los extremos o causas que provocaron el accidente de su trabajador. Tamesur, empresa ubicada en Palos de la Frontera (Huelva) cuenta con una plantilla de 65 trabajadores y es la primera vez que tiene un accidente laboral en el que pierde la vida uno de sus empleados.

Juan Andrés del Río, el trabajador fallecido en el accidente, había llegado para relevar a otros compañeros y no había intervenido en los trabajos preliminares de acometer y subsanar la fuga. Su tarea iba a consistir en revisar las labores realizadas desarrolladas con anterioridad por si se observaba alguna complicación, según ha manifestado el director técnico de Tamesur.

El comité de empresa de Amoníaco-Urea realizará un informe interno sobre la seguridad en esta factoría. Desde que en 1975 se inició la actividad en Amoníaco-Urea se han producido en la fábrica de Huelva un total de tres accidentes con víctimas mortales. La empresa fabrica amoníaco y urea para fertilizantes agrícolas y emplea a 230 trabajadores.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS