Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El centrista Fernando Fernández renuncia a formar el nuevo Gobierno autónomo en Canarias

El presidente en funciones del Gobierno de Canarias, Fernando Fernández Martín, del CDS, que perdió la confianza del Parlamento el pasado día 30 de noviembre tras 15 meses de gestión, estudia su posible renuncia a continuar al frente de un Gabinete de centro-derecha como el actual.

Esta renuncia facilitaría la recomposición de la alianza creada tras las pasadas elecciones por centristas, Agrupaciones Independientes de Canarias (AIC), AY y Agrupación Herreña Independiente (AHI).El presidente del Parlamento, Victoriano Ríos, anunció la ampliación del plazo para la propuesta de un candidato a la presidencia, al quedar estancadas las conversaciones entre los partidos, a causa del veto puesto a Fernández Martín.

La nueva actitud de éste de aceptar ser relevado, en el caso de consumarse la revisión del acuerdo entre los citados partidos, es fruto de su reflexión personal durante las últimas dos semanas de crisis política. Fernández Martín, que ha sido fuertemente cuestionado por los insularistas de las AIC, no quiere ser un obstáculo para que su partido conserve el poder en la comunidad autónoma (Canarias es la única autonomía en manos del CDS), a pesar de que el comité federal centrista le ha confirmado hasta ahora como su único candidato. Como sustitutos de Fernández Martín, en un pacto de centro-derecha, se barajan los nombres del vicepresidente, Lorenzo Olarte, el consejero de Economía, Luis Hernández, el diputado Vicente Álvarez Pedreira, y el secretario regional del CDS Jesús Morales. Fernández Martín presentó también días atrás su dimisión como presidente regional del partido, que, aunque no ha sido reconocido públicamente, le fue aceptada.

Acuerdos por separado

El PSOE, fuerza mayoritaria en la Cámara, ya que cuenta con 21 de los 60 diputados de la misma, ha llegado ya a principios de acuerdo, por separado, con CDS y AIC. Un eventual pacto PSOE-CDS, que Fernández Martín sí está dispuesto a presidir, tropieza, sin embargo, con la oposición de Adolfo Suárez, ya que no encaja con la estrategia nacional de los centristas. Se trata, según han admitido ambos partidos, de un compromiso viable, ya que coinciden prácticamente en temas básicos para Canarias y, concretamente, en la polémica universitaria, origen de la crisis política.Por otra parte, se perfila como virtual alternativa el entendimiento entre insularistas y socialistas, que hasta las pasadas elecciones eran enemigos naturales.

La mesa del Parlamento acordó prorrogar hasta el próximo 21, el período de consultas para proponer a la Cámara un candidato a la presidencia con apoyos suficientes, tras solicitarlo PSOE y CDS. El pleno de investidura ha sido convocado para el día 26 y si el aspirante no obtuviera mayoría absoluta o, en segunda votación, simple, se abriría una nueva fase de dos meses, en la que el Gobierno continuaría en funciones. Si se agota este plazo sin éxito, la Cámara sería disuelta y habría elecciones anticipadas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 16 de diciembre de 1988

Más información

  • El CDS quiere facilitar el acuerdo