Procesado un subteniente acusado de provocar la pérdida de un testículo a un detenido

La Audiencia Provincial de Sevilla ha decretado auto de procesamiento contra el subteniente de la Guardia Civil Miguel Viciana Ruiz por un presunto delito de tortura con resultado de lesiones, que provocaron la pérdida parcial de un testículo al joven de 19 años Rafael Castro Ruiz, sometido a interrogatorio en las dependencias de la Guardia Civil de Tocina (Sevilla). El fiscal solicita por su parte que se amplíe el auto de procesamiento para incluir en el mismo el posible delito de detención ¡legal. Miguel Viciana, que está a punto de jubilarse, lleva unos 30 años de servicio en la Guardia Civil.El procesamiento de Viciana se produce casi cuatro años después de ocurrir la detención por miembros de la Guardia Civil del joven Rafael Castro Ruiz, a quien se consideraba sospechoso de participar en el robo de una escopeta de caza propiedad de un vecino de Los Rosales, pequeña población aneja de Tocina. El auto de procesamiento señala que Rafael Castro -en la actualidad tiene 23 años- fue interrogado por el subteniente Miguel Viciana, "el cual en el curso de dicho interrogatorio le dio una patada en el bajo vientre que le produjo un hematoma en la región inguinoescrotal, con rotura del testículo derecho, teniendo que ser extirpado".

Esta versión, que el procesado negó en todo momento, coincide básicamente con la ofrecida días depués del interrogatorio por Rafael Castro, que declaró en su denuncia contra el guardia civil: "El subteniente me tenía esposado con las manos atrás, y agrarrándome de los pelos me dio tres golpes en mis partes con la rodilla; después, yo tirado en el suelo, se vino para mí, y lo agarró su chófer y le dijo: "Déjalo, que ya le has dado bastante". La misma declaración fue ratificada ante el capitán de la Guardia Civil de Carmona, que le interrogó sobre los supuestos malos tratos, en el curso de una investigación interna practicada por miembros del propio instituto armado. Dicha investigación quedó finalmente archivada, aunque según fuentes de la acusación existe constancia de la misma en el sumario de la causa.

Delito de detención ilegal

Por su parte, el ministerio fiscal ha solicitado la ampliación del auto de procesamiento por el presunto delito de tortura con resultado de lesiones, por si también hubiera existido un delito de detención ¡legal. En la solicitud del fiscal se advierte que entre los antecedentes del caso figura el hecho de que no se levantó el correspondiente atestado por la detención de Rafael Castro ni tampoco se puso el arresto en conocimiento de la autoridad judicial.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 17 de noviembre de 1987.

Archivado En:

Te puede interesar

Suscripciones El PaísSuscríbete

Lo más visto en...

Top 50