Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Ayuntamiento da marcha atrás y reconsidera la clausura de 39 terrazas

El Ayuntamiento de Madrid ha dado marcha atrás en el cierre de las terrazas al anunciar ayer que el lunes se abrirá una negociación con los propietarios de las ocho terrazas clausuradas. La orden de cierre no fue acatada por siete de los propietarios. Saturnino Zapata, concejal de Coordinación, informó ayer a los afectados que el Ayuntamiento estaba dispuesto a discutir la reapertura de sus negocios siempre que éstos fueran cerrados inmediatamente, lo que fue aceptado. Camiones municipales retirarán mañana de las terrazas el mobiliario no autorizado.

"Zapata nos ha dicho que cerremos y que el lunes negociará con nosotros la reapertura de nuestras terrazas ese mismo día", dijo Rafael Soto, socio de El Chiringuito, junto al Ritz.Los propietarios de las terrazas situadas en el paseo de la Castellana, números 10, 24, 42 y 122, y de las ubicadas en la plaza de la República Argentina, calle de Genil y paseo del Prado junto al hotel Ritz se reunieron ayer con el concejal Saturnino Zapata para discutir la orden de clausura, que no fue cumplida el martes.

Zapata se limitó a decir que había puesto como condición previa para negociar el cierre inmediato de las terrazas afectadas. "En esta vida no hay nada irreversible y nosotros estamos abiertos al diálogo", dijo el concejal 48 horas después de ordenar los cierres.

Aparte, Zapata se reunirá con un representante de la terraza Castellana, 21, quiosco que, a diferencia del resto, cerró el lunes y así ha permanecido. Zapata puso a esta terraza como ejemplo de acatamiento de las órdenes municipales.

Algunos de los afectados manifestaron que el plazo dado hasta el lunes se debe a la elaboración de una normativa provisional sobre estas terrazas de verano. El cumplimiento de esta normativa permitirá retirar la mayor parte de los apercibimientos de cierre que pesan sobre 39 de las terrazas instaladas en la capital. No obstante, algunas tendrán que ser clausuradas ante su irregular situación administrativa.

Retirada de futbolines

Paralelamente, a partir de mañana los servicios municipales retirarán de las terrazas madrileñas todos aquellos elementos de mobiliario -barras auxiliares, futbolines, billares...que no estén autorizados.Los inspectores comprobarán que no hay focos, altavoces o carteles en los árboles; que la instalación eléctrica cuenta con él dictamen técnico; que los desagües han sido canalizados hasta la alcantarilla más próxima sin impedir el paso y que la toma provisional de agua de las bocas de riego ha sido autorizada.

También se comprobará si se supera el espacio permitido y si se incumple la prohibición de servir alimentos o de colocar vallas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 30 de julio de 1987

Más información

  • Las terrazas afectadas no abrieron ayer para facilitar la negociación