Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Beenhakker consultó con la plantilla las causas de la derrota en el Calderon

Leo Beenhakker, entrenador del Real Madrid, consultó ayer con la plantilla las causas de la derrota del equipo en el Calderón y su consiguiente eliminación en la Copa del Rey, segundo torneo que pierde el Madrid esta temporada. Beenhakker aludió a una falta de concentración de algunos jugadores, que situó ya en la fase final del choque de ida en el Bernabéu. Se da por seguro que el próximo domingo, en Zaragoza, donde el Madrid se juega la Liga, Beenhakker volverá a utilizar un centro del campo con cuatro jugadores creativos.

El entrenador holandés ya dejó ver que ha fallado la mentalización de algunos jugadores, que faltó tensión y concentración en determinadas fases de los dos partidos contra el Atlético, y se hablé también de que el equipo, en lugar de tocar el balón cuando ya iba con el marcador en contra, cayó en lo que varios jugadores de la plantilla consideran como "juego demasiado agresivo" del Atlético. Algunos jugadores, sin embargo, admiten -si bien sólo cuando se sinceran en privado-, sus dudas acerca del sistema táctico, aunque todos quieren centrarse en el decisivo choque de Zaragoza. "Dependemos de nosotros mismos y no vamos a fallar", señalan.

Por ejemplo, causó cierta extrañeza la posición de interior derecho que se asignó al defensa libre Salguero -aunque el jugador cumplió bien-, al parecer, con el doble objetivo de frenar a Marina y no alterar la función que Gallego viene desempeñando en ese puesto de libre. O los pasillos enormes que se dejan en las bandas con el sistema de marcaje a los dos delanteros centros rivales -Uralde y Da Silva en el Atlético-, vigilados por los dos teóricos laterales, Chendo y Solana, con el central Sanchis siempre sobre el media punta rival y fuera también de sitio. Eso obliga a Michel y a Gordillo a una doble tarea de desgaste, subir por la banda y jugar en muchos momentos de falsos laterales, y por ahí encajó el Madrid un gol en el Bernabilu, de Quique, y otro en el Calderón, de Marina. Los dos rojiblancos entraron solos al no haber ningún lateral cubriendo la zona.

Ese sistema, que contra la mayoría de equipos de la liga española no ofrece mal resultado, por la superioridad técnica de la plantilla sobre el resto de rivales, ha fracasado en momentos clave y ante equipos de buen nivel que practican, curiosamente, un marcaje zonal en la defensa y en la media: Barcelona, Atlético y Bayern.

Para Zaragoza es baja Gallego, por tarjetas, con lo que se da por seguro que Salguero jugará en su auténtica posición de defensa libre, y Jankovic como el cerebro que el equipo no tuvo en el Calderón por mantenerse atrás a Gallego.

Recaudación histórica

En el Atlético, la visita del Madrid sirvió para lograr un triunfo que permite intentar salvar' su pobre temporada en la final de Copa con la Real Sociedad, el 27, en Zaragoza -el vencedor disputará la Recopa- y conseguir la mejor recaudación de su historia, 68 millones de pesetas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 12 de junio de 1987

Más información

  • El Madrid jugará en Zaragoza con cuatro medios creativos