Garaikoetxea critica el sometimiento del PSOE a la política de ajuste liberal

Carlos Garaikoetxea, elegido ayer presidente de Eusko Alkartasuna en el congreso constituyente del partido, celebrado en Pamplona, criticó la política económica del PSOE, aunque sin citarlo, y ahogó por una reducción del gasto público derivado del armamentismo y la burocratización, para atender necesidades sociales prioritarias. Garaikoetxea se refirió a los partidos de izquierda con responsabilidades de poder que se sienten atrapados por la política de ajuste liberal y no adoptan con valentía medidas como las citadas. La corriente socialdemócrata se impuso con claridad en el congreso, que también se pronunció a favor de la independencia de un Estado vasco reunificado.

Garaikoetxea dijo en su discurso de clausura, recibido con entusiasmo por los compromisarios, que su partido representa un nacionalismo radical, pero responsable y realista en la forma de hacer política cada día y progresista en el enfoque de los problemas sociales. El presidente de EA insistió en el pacifismo y en el respaldo mayoritario a las vías democráticas de acción política en Euskadi, aunque advirtió que los vascos no aceptarán la alternativa de ser cómplices de la violencia o serlo de una política negadora de sus aspiraciones colectivas.Los compromisarios de EA aprobaron por abrumadora mayoría la incorporación a la ponencia de política y estrategía de una modificación, propuesta por el propio Garalkoetxea, que proclama el derecho del pueblo vasco a constituir un Estado reunificado e independiente y recoge, a renglón seguido, la voluntad de establecer vínculos asociativos con otras naciones, "muy particularmente en un proyecto federal de la Europa de los pueblos". Este texto sustituye a una enmienda aprobada mayoritariamente el día anterior que convertía la independencia de Euskadi en un objetivo estatutario del partido.

Por lo demás, EA trata de situarse, según la ponencia aprobada, a tanta distancia del nacionalismo español, que representaría el PSOE, como del movimiento rupturista y revolucionario vasco, que encarnaría la coalición Herri Batasuna. El partido asume la participación institucional en todos los ámbitos y defiende políticas diferenciadas para los distintos territorios vascos, con el objetivo final de la reunificación de Navarra, la comunidad autónoma vasca y el País Vasco francés en una sola entidad política soberana.

Si bien el congreso constítuyente no ha declarado al parti do abiertamente socialdemó crata, considera "parte esen cial de su pensamiento político" los objetivos tradicionales de esta corriente política, como la igualdad de oportunidades, servicios sociales gratuitos, lucha contra la pobreza y redistribución de la riqueza. Tambíén se han aprobado propues tas de corte radical como la su presión del servicio militar obligatorio, iniciativa que fue recibida con una ovación por los congresistas.

El aborto

Uno de los debates más vivos y significativos se produjo en torno a la interrupción del embarazo. Fue aprobada por mayoría la ponencia original, que sostiene la necesidad de perfeccionar la legislación tomando como referencia la realidad social y el libre albedrío índividual, entre otros factores, y con el objetivo de eliminar las situaciones discríminatorias que sufren las mujeres con menos recursos económicos.

La enmienda, derrotada en el congreso pretendía una redacción más explícita en favor de todas las mujeres que tomen la decisión de interrumpir su embarazo.

El conareso constituyente, en el que han participado más de 1.000 compromisarios de la coniunídad autónoma vasca, Navarra y el País Vasco francés, en representación de aproximadamente 15.000 afiliados, ha puesto de refleve que Carlos Garalkoetxea y sus seguidores han conseguido en siete meses poner en marcha una organización sólidamente implantada y decidida a ocupar un amplio espacio entre el Partido Nacionalista Vasco (PNV) y Euskadiko Ezkerra (EE). El secretario general de este último partido, Kepa Aulestia, fue el invitado que recibió más aplausos de los compromisarios.

* Este artículo apareció en la edición impresa del domingo, 05 de abril de 1987.

Lo más visto en...

Top 50