Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Miguel Herrero y José María Aznar, invitados a integrarse en la nueva ejecutiva de AP

El presidente nacional de Alianza Popular, Antonio Hernández Mancha, ha decidido invitar a que se integren en la ejecutiva nacional de partido a Miguel Herrero y José María Aznar, los dos máximos representantes de la candidatura que rivalizó con la suya en la pugna por la dirección de Alianza Popular en su reciente congreso extraordinario.

Aznar ha aceptado incorporarse al equipo de gobierno como vocal designado directamente por Hernández Mancha y Miguel Herrero recibirá una oferta idéntica en los próximos días, tras regresar ayer a Madrid después de 10 días de vacaciones. Fernando Suárez, que renunció a forma parte de las candidaturas que compitieron por formar la nueva ejecutiva de AP, será el número uno de Alianza Popular en las elecciones al Parlamento Europeo.El equipo dirigente que encabeza Hernández Mancha cuenta con que Fraga participará activamente en la campaña electoral ante los comicios municipales y autonómicos de junio. El ex presidente nacional de AP, que ahora dedica la mayor parte del tiempo de que dispone a la redacción de las memorias que le ha encargado una editorial, ha aceptado ya participar en sendos mitines de apoyo a las candidaturas municipales aliancistas en Villalba (Lugo) y Madrid, por ser "el pueblo donde nació y el donde vive", según la explicación transmitida por uno de sus colaboradores más cercanos. No obstante, los dirigentes de AP le pedirán que participe en al menos media docena de grandes actos políticos en las principales capitales españolas.

Un destacado representante de la nueva ejecutiva que encabeza Hernández Mancha aseguró ayer que "por paradójico que parezca, AP va a dar una gran batalla electoral en Barcelona. Pero una batalla", precisó, "donde el adversario será el PSOE y no Convergència Democrática de Catalunya". El partido que preside Jordi Pujol y a cuyos esfuerzos por arrebatar la alcaldía al PSOE parece, pues, claro que van a sumarse los aliancistas catalanes. De este modo AP anuncia que se alineará con el nacionalismo centrista, convencida, al parecer, de que el propio presidente de la Generalitat va a "emplearse a fondo" ante las elecciones municipales con el objetivo de apoyar a su candidato a la alcaldía barcelonesa, Josep Maria Cullel, e intentar "meter plomo en las alas", según la expresión de un dirigente de AP, a Pasqual Maragall, en cuanto virtual candidato a rivalizar en 1988 por la presidencia de la Generalitat.

José María Aznar, que ha mostrado ya su buena disposición a integrarse en la ejecutiva nacional como vocal, no ha respondido en cambio todavía al ofrecimiento para que continúe como responsable de la política autonómica aliancista. Esta es, junto a la incógnita sobre quién serán los nuevos presidentes del comité electoral y de la comisión de disciplina, una de las pocas decisiones pendientes para concluir la distribución de competencias en AP.

Gonzalo Robles, presidente de Nuevas Generaciones, cuyo apoyo mayoritario a Hernández Mancha le aportó a éste casi una cuarta parte de los votos del congreso extraordinario del partido, ha sido responsabilizado de todos los aspectos concernientes a la organización interna de AP, así como del funcionamiento de la sede nacional. Alfredo Navarro, hermano del eurodiputado Antonio Navarro, ha sido encargado del área de imagen y comunicación así como de la jefatura de los gabinetes del presidente y secretario general.

Miguel Arias Cañete es el nuevo director del departamento de estudios, en donde se elaborarán los programas electorales y la política económica de AP, mientras que Gabino Puche, vicepresidente del Parlamento andaluz, ha pasado a convertirse en responsable de las campañas de AP ante las elecciones. Francisco Tomey, presidente de la Diputación de Guadalajara y hombre de confianza de Arturo García Tizón, ha sido encargado de la política municipal. Isabel Ugalde ha sido encargada de la denominada área sectorial, que agrupa en AP la política de defensa de la mujer, y la relacion con los sindicatos, entre otras cuestiones, y Luis Guillermo Perinat conserva la dirección de las relaciones internacionales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 20 de febrero de 1987

Más información

  • Fraga participará en la campaña de los conservadores para las municipales