Cabinas con historia

Las minúsculas cabinas del teleférico, con capacidad para seis personas, han trasladado en toda su historia a 3.500.000 personas (Madrid capital, según el censo de 1981, tenía 3.158.000 habitantes). Pero entre la multitud de viajeros anónimos ha habido algunos célebres. Así, entre sus más constantes clientes se contaba la por entonces princesa doña Sofía de Grecia, acompañada de sus hijos.La pareja formada por Andrés Pajares y Fernando Esteso o la presentadora Mari Cruz Soriano han figurado también entre la larga lista de viajeros. Ha sido marco obligado en el rodaje de muchas películas, sobre todo en determinada época. "Es que hubo una racha", comenta Marceliano Villamayor, jefe t6cnico del teleférico, "en que se hicieron muchas películas aquí. Recuerdo ahora El abuelo tiene plan, algunas de Raphael o, no hace mucho, Delirio de amor, de Amparo Muñoz y Pepe Navarro".

Más información

Carlos Arias Navarro no sólo viajó en el teleférico, sino que debió de pasar un mal rato cuando después de inaugurarlo -como alcalde de Madrid- y montar en tina cabina estuvo más de cinco minutos parado, colgado de los cables, debido a una avería.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 29 de abril de 1986.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50