El Gobierno expulsa de España al Frente Polisario

El Ministerio de Asuntos Exteriores anunció anoche la decisión del Gobierno de expulsar del territorio nacional a "todas las personas identificadas como miembros del Frente Polisario" quienes dispondrán probablemente de un plazo no superior a tres días para cerrar las oficinas de representación con que cuentan en España y abandonar el país. El representante de la organización saharaui en Europa, Ahmed Bujari, declinó comentar el tema.

En el comunicado hecho público por la Oficina de Información Diplomática, el Gobierno celebra la liberación de los pescadores supervivientes de El Junquito y "lamenta profundamente" el fallecimiento del cabo José Castro y del contramaestre Guillermo Batista. El cadáver de éste último llegó poco después de la medianoche a la base militar de Gando, en la isla de Gran Canaria, a bordo de un avión del Servicio Aéreo de Rescate, que trasladó también a los seis marineros. La nota agradece asimismo "a los Gobiernos de Argelia, Marruecos y Mauritania la cooperación que han prestado".El Consejo de Ministros del próximo miércoles podría estudiar la adopción de nuevas medidas de protección de los pescadores españoles que trabajan en los bancos saharianos. El Gobierno se encuentra a la espera de varios, informes -uno de ellos, encargado a la Armada- sobre la localización del pesquero en el momento de la agresión del Frente Polisario y, en especial, sobre la bandera o banderas que enarbolaba.

En medios próximos al Gabinete de Felipe González se recordaba ayer que la tesis socialista sobre la soberanía del Sáhara -expresada incluso en Marruecos- es que la descolonización se encuentra inconclusa, pero que una cosa es el pueblo saharaui y otra el Frente Polisario, si bien éste es un elemento importante a tener en cuenta en la solución del conflicto.

El número dos del Frente Polisario, Mustafá Bachir Sayed, advirtió, por su parte, en Smara (campamento saharaui en territorio argelino), durante una cena de despedida de los supervivientes del pesquero canario, que los guerrilleros saharauis seguirán disparando contra los barcos que con bandera marroquí faenen "en nuestras aguas territoriales", así como contra cualquier buque de guerra. Sayed pidió al Gobierno de Felipe González que no humille al pueblo saharaui permitiendo que los pesqueros españoles que faenan en aguas territoriales de la RASD lo hagan enarbolando pabellón marroquí.

Páginas 17 y 18

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS