Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La junta de Muface decidirá si se expulsa del colegio Juan Luis Vives a los que protestaron por la comida

Los 20 alumnos del colegio mayor Juan Luis Vives expulsados el jueves por romper los platos de la comida, en protesta por la presunta mala calidad de los alimentos, podrán permanecer en el centro hasta que se reúna, el próximo martes, la junta de gobierno de la Mutualidad de Funcionarios de Administración Civil del Estado (Muface), entidad propietaria del centro. Ese organismo decidirá si los hechos ocurridos son lo suficientemente graves como para ser sancionados con la expulsión del colegio.Los residentes del Juan Luis Vives, que cuenta con 140 internos, se manifestaron el viernes ante la puerta del colegio en contra de las 20 órdenes de expulsión, y han recabado el apoyo de los restantes colegios mayores de Madrid, de las Juventudes Socialistas, de AP y de las centrales sindicales de funcionarios que tienen presencia en la junta de gobierno de Muface.

El director del centro, Luis Monreal, afirmó ayer que el colegio dispone de un polideportivo y que existen dos equipos de fútbol, uno universitario y otro de fútbol sala, lo que contradice las denuncias de los residentes sobre la falta de actividades deportivas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 8 de abril de 1984