Paro general en Hendaya por el asesinato de Jean-Pierre Leiba

La población de Hendaya protagonizó ayer un paro general en respuesta al asesinato de Jean-Pierre Leiba, trabajador de los ferrocarriles franceses muerto el pasado jueves en esta localidad por individuos que pudieran pertenecer a los Grupos Antiterrorístas de Liberación (GAL), y que en la actualidad, están detenidos en España.La huelga en Bayona fue secundada incluso por aduaneros franceses, que cerraron la frontera de Hendaya durante una hora, el tiempo que duró la celebración del funeral, al que asistió cerca de millar y medio de personas. El comercio, los transportes, la enseñanza, la industria y la hostelería se sumaron a la convocatoria del ayuntamiento, protagonizando una jornada de paro total.

Los familiares del fallecido están indignados por las informaciones según las cuales los detenidos acusan a su víctima de "hacer el doble juego a ETA y a los GAL". La tesis de que el asesinato fue fruto de una equivocación es compartida por la mayoría de los representantes políticos y por los amigos más íntimos de la víctima.

Por su parte, los empresarios guipuzcoanos expresaron ayer su sorpresa por las informaciones procedentes de la policía que implican a un industrial de esa provincia en el asesinato. La patronal de empresarios guipuzcoanos (Adegui) facilitó un comunicado en el que dice que "por tercera vez, y en una ocasión incluso de fuente oficial, se ha tratado de involucrar a empresarios vascos en iniciativas de actuación directa y violenta contra grupos terroristas".

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0005, 05 de marzo de 1984.

Lo más visto en...

Top 50