El PCE pide que se investiguen responsabilidades del anterior Gobierno en el envenenamiento

La reforma asistencial y las responsabilidaddes de la anterior Administración en el envenenamiento por el aceite de colza desnaturalizado, conocido como el síndrome tóxico, son los temas centrales de la interpelación parlamentaria que el diputado comunista Gregorio López Raimundo ha presentado a la mesa del Congreso de los Diputados. Según datos oficiales, hasta el momento son 346, oficialmente, los fallecidos por la intoxicación registrada en 1981 y todavía se encuentran hospitalizadas 42 personas, tres de ellas en la unidad de vigilancia intensiva.

La interpelación recoge el malestar por la falta de apertura de una investigación sobre responsabilidades a cargos de la anterior Administración, "a pesar de que éste era un criterio defendido con ardor por el PSOE en la anterior etapa legislativa".En la interpelación, el diputado comunista López Raimundo recoge una intervención del senador Ramiro Cercós cuando se presentó el informe de la comisión del síndrome tóxico al Pleno del Senado, en la que decía que "corresponde a las Cortes recuperar y mantener la memoria histórica del más importante atentado a la salud de los españoles por fraude afimentario y de sus secuelas...; en una vertiente, la responsabilidad del Parlamento se refiere a la exigencia de responsabilidades administrativas para todos los que hubiesen intervenido dolosa, negligente o irregularmente en el circuito seguido por el aceite de colza desde la entrada del producto por la frontera hasta su adquisición por el consumidor después afectado".

El Gobierno no sigue las conclusiones de la OMS

La interpelación presenta 12 puntos a debatir, entre los que destacan los siguientes:

1. Inexistencia de concordancia del Gobierno en sus actuaciones con respecto a las conclusiones de la Organización Mundial de la Salud.

2. Error del Gobierno por la reducción de las unidades de seguimiento y de personal.

3. No definición de la población en riesgo.

4. El Gobierno no está garantizando la continuidad en el tratamiento.

5. La política sobre unidades de seguimiento no concuerda con la reforma sanitaria anunciada.

6. Actuación del Gobierno para que no se diluyan las responsabilidades, si las hubiera, de personas e instituciones relacionadas con la anterior Administración.

7. Información del Gobierno al Pleno de la Cámara de la auditoría sobre el síndrome tóxico.

El PCE considera necesario replantear a nivel parlamentario y ante la opinión pública el problema de los afectados por el síndrome tóxico, y que la Administración aplique todo lo referente a responsabilidades de cargos públicos, según manifestó en conferencia de prensa el responsable del gabinete parlamentario comunista y miembro del comité ejecutivo, José Luis Núñez.

Necesidad de mantener la sensibilidad sobre la tragedia

Según los miembros del PCE y los representantes de los afectados presentes en la conferencia de prensa, es fundamental mantener la sensibilidad que inicialmente surgió en torno a los afectados por el síndrome, sin dejar aparcado el tema, lo que está ocurriendo con la Administración socialista.

Por su parte, Pedro Antonio Ríos, miembro del secretariado del PCE, y responsable de movimientos sociales, dijo que aún no han sido abordados dos grandes problemas: el control sobre el negocio sucio y el fraude generalizado, en el que el problema del aceite de colza es solamente la punta del iceberg; no se ha afrontado seriamente la resolución de los problemas de los afectados y de sus familias.

Por lo que se refiere a presuntas responsabilidades de miembros de la Administración en el síndrome: tóxico, Miguel Núñez, ex diputado, que siguió de cerca el problema durante su etapa parlamentaria, dijo que la Administración socialista se ha negado a abrir expedientes administrativos y a clarificar responsabilidades de miembros de la Admi nistración.

El portavoz de los afectados manifestó que el Gobierno actual optó por dar carpetazo al tema del síndrome. Tras manifestar que no es su intención acusar a ninguna persona concreta, agregó que "es inconcebible que no haya en la Administración al guien responsable de un tema de tal magnitud".

Asistieron a la conferencia de prensa respresentantes de las asociaciones de afectados del síndrome tóxíco de San Fernando de He nares, Coslada, Vallecas, Orcasitas, Moratalaz, Valladolid y Fuenlabrada.

El portavoz insistió en que los afectados no han tenido en ningún momento el propósito de utilizar su tragedia para beneficio personal, sino que lo que ocurre es que "los problemas no están resueltos". Se manifestó partidario de la celebración de unas nuevas jorna das sobre el síndrome tóxico en las que participen representantes de la Administración, de los afectados y expertos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 10 de febrero de 1984.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterFORMACIÓN CON DESCUENTO

Lo más visto en...

Top 50