ANDALUCÍA

El jefe de la Policía Municipal de Jaén provoca 14 jubilaciones y la destitución de un concejal

La figura del jefe de la Policía Municipal, Miguel Aguayo, está creando una amplia crisis, de consecuencias aún imprevisibles, en el ayuntamiento y en el PSOE de Jaén. Por el momento se han producido 14 jubilaciones anticipadas de policías durante el mandato del actual jefe y la destitución del primer teniente de alcalde del ayuntamiento por apertura de expediente. Los policías municipales le han dado una cena de homenaje en desagravio por su destitución y agradecimiento a su apoyo. El Grupo Popular pide un pleno extraordinario. En la ciudad la gente se pregunta qué apoyos tiene Aguayo.El 12 de agosto pasado, el comité de empresa del Ayuntamiento de Jaén pidiá, en un escrito firmado por la mayoría de la plantilla de la policía, que se abriera expediente a Miguel Aguayo, jefe de la Policía Municipal y de la Guardia Civil jubilado. En el escrito se le acusa de actuar reiteradamente -desde que accedió por oposición al cargo, en junio de 1981- "bajo coacción, insultos y amenazas".

En una larguísima relación de hechos se afirma que es costumbre en él utilizar públicamente con sus subordinados calificativos como zánganos, bandoleros o analfabetos, referir frases del estilo de "aquí se han acabado tantos derechos" o utilizar las más variadas represalias. Se pide que se investigue por qué se han jubilado anticipadamente 14 policías durante el mandato de Aguayo.

Emilio Arroyo, alcalde de Jaén, desestima, como improcedente, el escrito. El comité de empresa presenta un recurso y la Policía Municipal comienza un encierro en horas fuera de servicio. Al día siguiente Emilio Arroyo se va de vacaciones, y en menos de 48 horas el alcalde en funciones y delegado de tráfico, José Cárdenas, estima el recurso y aparta del servicio al jefe de la Policía Municipal: "Si era alcalde, tenía que serlo para resolver todos los problemas; no podía olvidar que la policía estaba encerrada y obré con la fuerza moral de defender algo justo".

En estos días el conflicto se ha reavivado, fundamentalmente por tres sucesos: la petición por parte del Grupo Popular de un pleno extraordinario; la llegada del informe de la Junta de Andalucía -más de 200 folios-, del que el alcalde informó, muy insatisfactoriamente, en el último pleno, y que se niega rotundamente a dar a conocer en su totalidad, actitud que ha provocado una ola de rumores sobre este conflicto, ya de por sí plagado de rumores y cotilleos, y, finalmente, el conocimiento, por medio de una filtración, de que el concejal de Educación, Miguel Ángel Valdivia está suspendido provisionalmente de militancia por haber sido el único concejal socialista que apoyó públicamente a Cárdenas.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS