Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fernández Albor, nuevo presidente de Alianza Popular en Galicia

Gerardo Femández Albor, presidente del Gobierno autónomo gallego, asumió ayer la presidencia de Alianza Popular de Galicia al encabezar la única candidatura presentada al cuarto congreso regional del partido, que se desarrolló durante este fin de semana en la isla pontevedresa de La Toja. Al finalizar la sesión de clausura Manuel Fraga declaró en una conferencia de Prensa que no es imposible erradicar el terrorismo. Indicó que él lo lograría si estuviera en el poder.Femández Albor, que sustituye en el cargo al orensano Jaime Tejada, no encontró oposición organizada dentro de los sectores más conservadores de AP en Galicia, que cuestionan su actuación al frente de la Xunta y, en particular, la del vicepresidente político, José Luis Barreiro, elegido también ayer secretario general de la organización aliancista en Galicia como miembro de la misma candidatura patrocinada por su presidente. Barreiro es, precisamente, el autor de la ponencia política aprobada por unanimidad en la que se defiende el carácter de nacionalidad histórica atribuido a Galicia por la Constitución y se propugna una "regionalización real" del partido que supere el marco provincial de actuación hasta ahora vigente.

La ponencia define a Galicia como "una región en el sentido europeo de la palabra", en tanto que su singularidad se proyecta más allá de las fronteras de España como pregonera de ésta y formadora de la cultura occidental a través del Camino de Santiago".

Tanto Barreiro como el presidente nacional de Alianza Popular, Manuel Fraga, que clausuró las sesiones del congreso, insistieron en la necesidad de superar las divergencias localistas, que en los últimos meses han llegado a provocar serios enfrentamientos internos en la organización gallega del partido.

El nuevo presidente regilonal, Gerardo Femández Albor, se integró como militante en Alianza Popular poco después de las elecciones que en octubre de 1981 dieron el Gobierno de la comunidad autónoma gallega a este partido. El actual presidente de la Xunta había sido presentado por AP como candidato independiente.

Todo peor, según Fraga

Fraga pronunció en el congreso un discurso vertebrado sobre la afirmación general de que el modelo socialista ha fracasado "en todas partes: lo mismo donde se ha aplicado puro, como en Riasia o en China, o descafeinado, como en las socialdemocracias". "Todo empeora y se agrava", dijo; "el terrorismo y la delincuencia, el cierre de empresas y el paro, y así SUcesivamente".

El líder de AP concluyó anunciando, entre los aplausos de los congresistas, que su partido dejará de ser oposición en breve plazo. Posteriormente, en diálogo con un grupo de periodistas, Fraga, declaró, según informa Efe, que está persuadido de que acabaría con el terrorismo si estuviera en el poder. "Yo ya sé", comentó, "que eso se puede y se debe hacer dentro de la ley, y ya he demostrado que se sabe hacer. En los siete meses en que estuve de ministro de Grobernación, -los más difíciles que le pueden corresponder a un gobernante en España, demostré que se puede hacer".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 24 de octubre de 1983