Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La unanimidad preside el segundo congreso de HASI, principal componente de Herri Batasuna

Con un mitin en el que intervinieron el presidente y el secretario general del partido, Santiago Brouard y Txomin Zuloaga ambos reelegidos, así como representantes de diversos partidos y movimientos revolucionarios de América Latina, Palestina y Europa, se clausuró ayer en Rentería (Guipúzcoa) el segundo congreso del Partido Popular Socialista Revolucionario (HASI), principal componente político de la coalición-Herri Batasuna

La organización HASI, que no ha sido legalizada como partido político, surgió en el año 1977 como resultado de la fusión de diversas corrientes nacionalistas vascas radicales, y celebró su primer congreso hace cinco años.Txomin Ziluaga, en nombre del comité central saliente, fue el encargado de presentar el informe político, centrado en el análisis de la situación política creada tras el acceso de los socialistas al poder. "Casi un año después", dijo Ziluaga, "el doblegamiento del PSOE al gran capital y poderes fácticos, superando en esto incluso a UCD, son tan patentes como el incumplimiento de todas sus promesas".

En el informe, que fue aprobado por unanimidad, se afirma también que "sin triunfalismos ni automenosprecios, con nuestras aportaciones prácticas y teóricas y un pequeño deber cumplido, tenemos las condiciones mínimas precisas para hacer realidad nuestros lemas y tareas: desarrollar el partido, fortalecer el bloque y avanzar por la unidad popular".

En la ponencia sobre El bloque KAS -coordinadora de organismos abertzales en la que participa ETA Militar- se define a dicha coordinadora como "bloque dirigente de la revolución vasca" que constituye el resultado histórico del devenir ideológico y político de la izquierda abertzale revolucionaria".

El papel de KAS

En ese bloque, afirma la ponencia, el papel del HASI es el de "globalizar las luchas sectoriales" y asumir aquellas actividades que, en el ámbito de masas institucional, las estructuras de su lucha y de su estructuración impiden realizar al resto del bloque". La ponencia fue aprobada por aclamación.Unanimidad hubo también en torno a la ponencia sobre política internacional, en la que se define el momento actual como "de aceleración del proceso revolucionario mundial en una fase muy concreta de transición del sistema capitalista al sistema socialista". Con la aprobación de la ponencia sobre los estatutos y la elección, en base a ellos, de los órganos dirigentes -para los que no había otra candidatura que la oficial-, se dio por clausurado el congreso, iniciándose a continuación un mitin-fiesta en el frontón de Rentería.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 26 de septiembre de 1983

Más información

  • Fue clausurado ayer en Rentería